Haz tú mismo un recogedor de excremento

Escrito por chelsea fitzgerald | Traducido por yolanda adriana paulín vázquez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Haz tú mismo un recogedor de excremento
Los dueños responsables de mascotas limpian lo que hacen sus perros. (Jupiterimages/BananaStock/Getty Images)

Sacar a pasear a tu perro es una manera efectiva de mantenerlo saludable. Una parte inevitable del paseo es limpiar cualquier excremento que el perro deje. No tienes que invertir en un artilugio caro para limpiar el desperdicio; puedes crear tu propio recogedor de excrementos con productos reciclables. Es de cortesía recoger la materia fecal del jardín de tu vecino o del parque. Muchas comunidades tienen leyes que multan a los propietarios de mascotas que no limpian sus desperdicios.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Bolsa plástica del supermercado
  • Bolsa de papel vacía
  • Guantes desechables de plástico
  • Bolsa para emparedado con cierre hermético

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Coloca una bolsa de plástico en tu bolsillo para que la lleves contigo cuando pasees a tu perro. Reciclar bolsa de papel o plástico es una manera económica de disponer de la materia fecal de tu mascota. Las bolsas con cierre hermético o guantes de goma desechables no son caros y sirven bastante bien para recolectar los desperdicios.

  2. 2

    Voltea la bolsa, para que el lado de adentro esté hacia afuera. Coloca tu mano en la bolsa. Si utilizas un guante de plástico, deslízalo por tu mano.

  3. 3

    Recoge la materia fecal con tu mano cubierta de plástico.

  4. 4

    Jala el borde de arriba de la bolsa hacia abajo con tu otra mano para capturar el desperdicio adentro. Si utilizas un guante de plástico, simplemente jala la parte de arriba hacia abajo hasta que encierre el desperdicio.

  5. 5

    Cierra la bolsa hermética (si usas una en lugar de una bolsa de plástico) y la popó estará asegurada adentro sin que tu piel jamás entre en contacto con los desperdicios. Si usas otras bolsas o guante, simplemente hazle un nudo al lado abierto de la bolsa.

  6. 6

    Desecha la bolsa en un basurero en el parque o tírala en el bote de afuera una vez que llegues a casa. Muchos parques tienen basureros designados para los desperdicios de las mascotas.

Consejos y advertencias

  • Si te genera malestar el pensamiento de tocar la popó tibia aunque tu mano esté cubierta con plástico, puedes llevar un recogedor contigo. Sólo recoge la materia fecal y colócala en una bolsa plástica. Espátulas viejas o cucharas de plástico grandes son recogedores efectivos.
  • Si vas a caminar por largo rato, quizá sea necesario que lleves dos bolsas.
  • Si estarás fuera por un periodo largo de tiempo, lleva un tazón para comida para tu mascota para que puedas darle comida y agua si es necesario.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles