Házlo tú mismo: baldosas de concreto para jardín con base de malla

Escrito por john michael | Traducido por ileana sosa
Házlo tú mismo: baldosas de concreto para jardín con base de malla

Utiliza baldosas de concreto para crear un estilo y diseño únicos.

paving stones image by robert mobley from Fotolia.com

Los caminos de piedra pueden ser un toque lindo y decorativo para agregar a tu jardín, pero al mismo tiempo pueden ser muy funcionales. Puedes comprar estas piedras en las tiendas para el hogar, pero si quieres ahorrar algo de dinero puedes crear tu propio estilo y diseño; la mejor opción es hacerlos tú mismo. Es un proyecto bastante simple que sólo requiere algo de paciencia y creatividad.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Moldes para hacer baldosas
  • Concreto de secado rápido
  • Una malla de tela
  • Un cubo grande
  • Una pala tipo espátula
  • Jalea de petróleo
  • Un martillo de goma
  • Un cepillo
  • Sellador de concreto
  • Un pincel

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Elige el tamaño y forma que quieres para tu baldosa. Puedes utilizar cuadrados, rectángulos, círculos o cualquier forma que puedas imaginar.

  2. 2

    Compra el molde que prefieras. Puedes conseguirlos en tiendas de artículos para el hogar o de artículos para jardinería. También puedes crear tus propios moldes utilizando tablas de 1x4 pulgadas (2,5 x 10 cm) para el lado externo del marco y una pieza de contrachapado para la base.

  3. 3

    Utiliza jalea de petróleo para cubrir los lados y la base de tu molde. Esto evitará que el concreto se adhiera al molde y hará que sea más fácil remover la baldosa una vez que esté seca.

  4. 4

    Corta una pieza de malla de tela para que encaje en la base del molde. Cualquier tipo de malla servirá, ya sea tela, metal o fibra de vidrio. El concreto debe ser vertido sobre la malla, y cuando se seque, la malla le proveerá fuerza a la baldosa.

  5. 5

    Mezcla el concreto de secado rápido con agua, según las instrucciones del paquete. Utiliza un poco más de lo que necesitará el molde; es mejor que sobre y no que falte.

  6. 6

    Vierte el concreto en el molde sobre la malla. Golpea los lados del molde con el martillo de goma. Esto ayuda a eliminar cualquier hueco con aire que pueda haber quedado en el concreto y que pueda comprometer la solidez del producto una vez seco. Ubícalo en un lugar plano, que no esté en directo contacto con la luz solar, y déjalo por al menos 24 horas.

  7. 7

    Remueve las baldosas dando vuelta al molde y golpeando la base con el martillo de goma. Las baldosas deberían salir fácilmente.

  8. 8

    Limpia la baldosa con un cepillo para eliminar cualquier parte suelta. Píntala con el sellador y déjala secar. Si no sellas el concreto, el agua penetrará en la baldosa y la romperá con el tiempo. Después de 24 horas, la baldosa debería estar lista para utilizar.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media