Cómo comenzar tu propia guardería

Escrito por allison dodge | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo comenzar tu propia guardería
Cómo comenzar tu propia guardería. (Jupiterimages/Stockbyte/Getty Images)

Los niños son una pasión para muchas personas, especialmente para los padres que disfrutan de la energía y la curiosidad natural que los niños ofrecen. En lugar de enviar a sus hijos a la guardería al ir a trabajar, algunos padres optan por dejar el mundo corporativo y comenzar su propia guardería.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Busca una ubicación para tu guardería. Si eliges ubicar tu negocio fuera de tu casa o brindar el servicio dentro de ella, el lugar debe incluir un espacio exterior cercado en donde los niños puedan correr y jugar, y un espacio interior grande que les permita realizar actividades en cuartos separados que puedan ser utilizados para tomar siestas y dormir. Además, debes considerar encontrar una instalación que haya sido previamente usada como guardería, ya que puede contar con lavabos bajos, encimeras e inodoros instalados para el uso de los niños.

  2. 2

    Organiza tus finanzas. Aunque para abrir tu propia guardería no necesitas tener un enorme capital inicial en comparación con otros tipos de negocios, tendrás que pagar no sólo un local o modificaciones en tu propia casa, sino que también tendrás que comprar juguetes, suministros para las actividades, comida, muebles para niños y mucho más. Además, tendrás que determinar cuánto cobrar por cada niño y hacer arreglos para pagar los impuestos correspondientes para ti y tus empleados (si los tienes), y los impuestos sobre las ventas, si se aplica.

  3. 3

    Completa las certificaciones necesarias para obtener la licencia. Algunos estados requieren que tengas ciertas certificaciones o formaciones con el fin de recibir una licencia de guardería. Algunos ejemplos incluyen a la certificación de RCP (reanimación cardiopulmonar), conocimientos de primeros auxilios o formación sobre cómo detectar y denunciar un posible maltrato. Obtén esta certificación y capacitación antes de solicitar tu licencia con el fin de evitar un retraso.

  4. 4

    Solicita tu licencia. Cada estado tiene su propia solicitud de licencias de servicios de guardería, y lo que tienes que presentar varía dependiendo de qué tipo de negocio de guardería estás abriendo. Por lo general, la mayoría de los estados requieren que te sometas a una verificación de antecedentes y que pagues una cuota por la licencia. Algunos estados también requieren un examen médico, una prueba de formación y una prueba de tuberculosis.

  5. 5

    Debes someterte a una inspección. Antes de que te concedan una licencia, alguien de la agencia estatal visitará tu centro de cuidado infantil para realizar una inspección, la cual se asegurará de que la instalación sea segura para los niños. Muchos estados revisan las actividades ofrecidas en el centro para asegurarse de que sean apropiadas para el cuidado de los niños.

  6. 6

    Publicita tu guardería. Promover tu guardería es importante para conseguir clientes. Muchos padres están buscando calidad y servicios asequibles y no quieren dejar a sus hijos con cualquiera. Aunque el mercadeo es importante al principio, las referencias boca a boca pueden ayudar rápidamente a que tu negocio crezca y a establecer una sólida reputación en tu comunidad.

  7. 7

    Contrata a un personal si es necesario. La mayoría de los estados tienen un límite en el número de niños que puedes cuidar, el cual a menudo varía en función de las edades de los niños. Para que tu guardería crezca, tendrás que contratar a un personal adicional y hacer que pase por el proceso de aprobación y certificación que el estado requiere. Generalmente, los empleados potenciales se someterán a una verificación de antecedentes para asegurarse de que no tengan registros penales y de que nada les impida estar cerca de los niños.

  8. 8

    Mantén tu licencia. Una vez que hayas completado los pasos anteriores, estarás listo para abrir tu negocio. Sin embargo, debes mantener tu guardería en buen estado renovando tu licencia regularmente y pasando todas las inspecciones realizadas en tus instalaciones.

Consejos y advertencias

  • Para obtener más ayuda para comenzar una guardería, ponte en contacto con tu departamento de salud local. Estas personas están familiarizadas con las leyes y regulaciones en tu estado o ciudad y a menudo son las responsables de hacer las inspecciones.
  • Mentir en una solicitud para la licencia de una guardería no solo puede hacer que te revoquen la licencia, sino que en algunos estados puedes terminar en la cárcel.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles