Cómo memorizar un discurso en un día

Escrito por emily watson | Traducido por xochitl gutierrez cervantes
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo memorizar un discurso en un día
(Jupiterimages/Goodshoot/Getty Images)

Ya sea que seas un orador seguro de ti o uno que se esconde de la luz pública, es imprescindible que ensayes y memorices tu discurso antes de salir al escenario. No hay nada peor que el momento en que un orador olvida lo que tiene que decir y luego esté intentando compensar su error a medida que avanza. Si no tienes mucho tiempo, no te preocupes. Si utilizas las técnicas adecuadas y realmente las aplicas, es posible memorizar un discurso en un solo día.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una pluma
  • Papel
  • Una máquina grabadora
  • Un espejo
  • Un amigo de la familia

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Escribe tu discurso exactamente cómo quieres que se oiga y fluya. Asegúrate de dividirlo en una estructura de párrafos fácilmente manejable. Esto te ayudará a aprenderlo en pequeñas partes, en lugar de hacer frente al discurso entero.

  2. 2

    Establece una asociación con cada párrafo. Ésta actuará como un disparador para tu memoria cuando lo pronuncies frente al público. Según el sitio web Speech-Time.com, la asociación se compone de cosas que ya sabes o conoces y que puedes ordenar de manera lógica como son los números, los colores, las personas o incluso los animales.

  3. 3

    Para hacer tu discurso más interesante, presenta hechos y anécdotas. Estas herramientas pueden actuar como momentos memorables para tu discurso y tú puedas seguir adelante con tu propósito.

  4. 4

    Con la práctica se llega a la perfección. Una vez que termines de escribir el borrador de tu discurso, la clave será repetirlo. Léelo en voz alta y ensaya. Incluso, si tienes una grabadora puedes grabar tu voz y luego escucharte.

  5. 5

    Escribe tu discurso otra vez. Esto tiene el propósito de que veas cuánto lo puedes recordar sin mirar el original. Con este ejercicio podrás tener una idea clara de cuánto has memorizado a lo largo del día y qué áreas debes ensayar.

  6. 6

    Toma una siesta o duerme la noche entera si el tiempo te lo permite. Esto contribuirá a que el discurso se asiente en tu memoria, dicen los editores del sitio web Speech-Time.com. También recuperarás la suficiente energía para pronunciar el discurso con éxito.

  7. 7

    Distribuye el tiempo de manera que tengas suficiente para ensayar tu discurso algunas veces más. Párate frente a un espejo o frente algún miembro de tu familia y pronúncialo sin leer nada. Esto te ayudará a calmar tus nervios y ahuyentar cualquier duda que tengas.

Consejos y advertencias

  • Si tu discurso es muy largo o te sientes con mucho bullicio adentro de ti. Usa algunas tarjetas para que te ayuden durante la presentación. Escribe, en el orden correcto, las asociaciones o los hechos y anécdotas que has vaciado en cada párrafo. Estas tarjetas actuarán como mensajes en caso de que no puedes continuar o sientas perder la línea de tu discurso.
  • No entres en pánico o te sobre exijas un día antes de tu presentación. Te sorprenderá ver lo mucho que recuerdas si intentas pronunciarlo como si estuvieras frente al público. Descansar suficiente y tranquilizarse son dos cosas tan importantes como ensayar con antelación.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles