DESCUBRIR
×

Objetivos de un currículum vitae para trabajos de hotelería

Actualizado 21 febrero, 2017

Los trabajos de hotelería son aquellos en hoteles, centros de conferencias, atracciones y lugares de vacaciones. Incluyen personal para la recepción de un hotel, personal de limpieza, vendedores, empleados de seguridad, administradores, personal para el servicio de comidas, cocineros, conserjes y muchos otros empleos. Debido a que las posiciones de hotelería a menudo tienen muchos pretendientes, el objetivo en tu currículum vitae podría ser la diferencia entre conseguir la entrevista o no. Para lograr destacarte, evita objetivos genéricos y escribe uno que ponga énfasis en tus habilidades, metas y áreas de experiencia.

hotel image by Jerome Dancette from Fotolia.com

Posiciones de atención al cliente

Los roles de atención al cliente incluyen servicio de comidas, limpiezas, a los conserjes, recepcionistas, agentes de reservas y personal de recepción. Los objetivos en estos currículum deberían centrarse en el deseo de generar una experiencia y relación positiva con el cliente. No caigas en la tentación de escribir objetivos obvios como: "Obtener empleo en la industria hotelera o de servicios alimenticios". En lugar de ello, intenta: "Utilizar mis 8 años de experiencia en hotelería y mi entusiasmo por una excelente atención al cliente para proveer a cada huésped un estadía memorable que le genere ganas de retornar en el futuro". En una sola oración, has contado a un potencial empleador que tienes experiencia, que eres entusiasta, que pones atención en las necesidades del cliente y que entiendes el impacto positivo que tiene un buen servicio para que los clientes vuelvan a contratar el servicio en el futuro.

Posiciones de ventas

Las instalaciones en la industria hotelera a menudo tienen tanto vendedores externos como administradores de cuentas propios. Algunas instalaciones también consideran a los organizadores de eventos como parte de su equipo de ventas. En lugar de trabajar con huéspedes particulares, estos empleados generalmente trabajan con cuentas corporativas que reservan habitaciones o salones de eventos con regularidad. Los objetivos de estos profesionales deberían incluir un equilibrio entre la atención en el cliente y en los ingresos a generar. Un empleador quiere saber que una persona dedicada a las ventas pueden conseguir y conservar negocios, pero también que esos negocios serán rentables. Nuevamente, evita los objetivos genéricos como: "Generar nuevas ventas y ganar clientes". En lugar de ello, prueba: "Aplicar mis cinco años de experiencia de ventas y de contactos en la industria hotelera para conseguir negocios nuevos y rentables y generar relaciones a largo plazo con los clientes para que vuelvan y recomienden los servicios a potenciales nuevos clientes".

Posiciones en la adminstración y gerencia

La administración en la industria hotelera es una función compleja. Administrar un hotel o centro de conferencias involucra manejar un personal numeroso con tasas de rotación que suelen ser altas, asegurar el cumplimiento de muchas reglas, leyes y regulaciones emitidas por numerosos organismos gubernamentales y, a menudo, tratar con clientes insatisfechos, todo eso en simultáneo con la generación de ganancias. Por lo tanto, evita el objetivo trillado: "Administrar un gran hotel o una pequeña cadena hotelera". Prueba: "Aplicar mis 15 años de experiencia en la administración hotelera para minimizar la pérdida de clientes y maximizar la satisfacción de los huéspedes, además de asegurar operaciones rentables para el hotel".