DESCUBRIR
×

Cómo hacer pollo frito en una sartén

Hay tantas maneras de cocinar pollo, pero si no lo haces bien puede fácilmente salir seco, sin sabor o completamente grasiento. Freír pollo en una sartén es una alternativa saludable a la fritura, y tarda menos tiempo que la cocción en el horno. Elige tu marinada preferida y fríe el pollo para que quede perfectamente crujiente y húmedo.

Instrucciones

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images
  1. Utiliza el cuchillo para quitar la grasa y cualquier hueso de tus pechugas de pollo.

  2. Seca las pechugas de pollo con una toalla de papel y rocíalas con sal y pimienta, frotándolas suavemente en el pollo. Agrega el condimento para pollo o cualquier otra cosa que desees utilizar para sazonar el pollo.

  3. Añade dos cucharadas de mantequilla a tu sartén de teflón o de hierro fundido y pon el fuego en medio.

  4. Posiciona tu pollo en la sartén cuando se haya derretido la mantequilla.

  5. Comprueba el pollo después de tres minutos. Cuando el pollo se vea un poco dorado, dale la vuelta con una espátula.

  6. Cocina el pollo durante cinco minutos del otro lado. Puedes bajar el fuego si se pone demasiado marrón.

  7. Pon un termómetro para aves en la parte más gruesa de una de las pechugas de pollo para ver si esta hecha. El pollo debe estar entre 160 y 170 grados Fahrenheit (71 o 76 grados centígrados). No cocines demasiado el pollo o se pondrá seco y duro.

  8. Quita tus pechugas de pollo de la sartén y sírvelas.

Consejos

  • Algunas estufas se calientan más que otras. Si tu mantequilla se quema, esa es una buena señal de que tienes el fuego demasiado alto.
  • Si no deseas utilizar mantequilla, se puede sustituir con aceite vegetal.

Advertencias

  • Como cuando fríes cualquier cosa, ten cuidado con el aceite que salta.

Necesitarás

  • Pechugas de pollo sin hueso ni piel
  • Cuchillo
  • Sal y pimienta
  • Sartén de teflón o sartén de hierro fundido
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • Espátula
  • Termómetro para aves