¿Se puede preparar la avena con antelación y guardarla en la heladera o congelarla para comerla después?

Escrito por penelope dene | Traducido por irene cudich
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Se puede preparar la avena con antelación y guardarla en la heladera o congelarla para comerla después?
La avena forma parte de un desayuno rápido y saludable. (Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images)

Los harina de avena cocida es un desayuno bueno para el corazón que calienta tu estómago y te mantiene sintiéndote lleno durante toda la mañana. Está hecha con avena que contiene fibras solubles e insolubles. Las solubles reducen el colesterol LDL y las fibras insolubles contienen propiedades anticancerosas. La avena instantánea no sólo es tu única opción para un desayuno rápido. Puedes prepararla con antelación y refrigerarla o congelarla hasta que tengas deseos de comerla.

Otras personas están leyendo

Avena cortada refrigerada

Agrega una taza de avena cortada, o de grano entero, a 4 tazas de agua hirviendo. Cocina a fuego lento durante un minuto y colócale la tapa a la olla. Ponla en el refrigerador. Cuando estés listo para comer la avena, vuelve a colocarla en una olla a fuego lento de 9 a 12 minutos.

Avena cortada congelada

Vierte 1 taza de avena a 4 tazas de agua hirviendo. Baja la temperatura a fuego lento por espacio de un minuto y cubre la olla. Deja que la avena se enfríe. Colócala en bolsas para congelador y almacénalas hasta tres meses. Retira una porción de avena del congelador la noche anterior a cuando la vas a comer y deja que se descongele en el refrigerador. Coloca la porción de avena en una olla y cocínala a fuego lento durante nueve a doce minutos.

Avena refrigerada simple

Haz hervir 1 taza de leche. Agrega 1/4 de avena cortada a la olla y déjala en la heladera toda la noche. Por la mañana, añade una cucharadita de miel y cocínala a fuego lento durante 15 minutos. Si la avena está demasiado espesa, agrega leche para alivianarla.

Avena refrigerada en rollos

Coloca 1/2 taza de avena en rollos (cocidos al vapor y enrollados para cocinarlos más rápidamente y tener una mejor digestión y absorción de los carbohidratos) en una fuente con 1/2 taza de leche. Guárdala en el refrigerador. Retírala por la mañana y ponla en el microondas durante 30 segundos para sacarles el frío.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles