¿Cómo se reproducen los guepardos?

Escrito por contributing writer | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Los guepardos alcanza su madurez sexual cerca de los dos años. Para cuando alcanzan esta edad, las coaliciones de machos de la misma camada han establecido sus propios territorios y las hembras solitarias han desarrollado territorios expansivos. Los territorios de las hembras suelen sobreponerse y las coaliciones de machos eligen áreas en donde estos territorios se encuentran para aumentar sus posibilidades de reproducción. Las hembras eligen con que machos aparearse. Tanto machos como hembras tienen múltiples parejas, y las hembras pueden dar a luz a cachorros de diferentes padres en una misma camada. Los guepardos se reproducen durante todo el año.

Otras personas están leyendo

Apareo y cachorros

Los machos y las hembras no permanecen juntos después del apareamiento. Después de la gestación de 90 a 98 días, nacen los cachorros. Aunque la camada promedio consiste de entre 3 y 5 cachorros, hasta 9 son posibles. Los cachorros nacen indefensos con los ojos cerrados, igual que los gatos domésticos. Pero a diferencia de otros felinos, los guepardos nacen con sus manchas, las mismas que llevarán como adultos. Las madres mueven a sus cachorros por distintas madrigueras cada 5 o 6 días para que no se conviertan en presa fácil de otros carnívoros. Los cachorros permanecen con sus madres durante año y medio, pues deben aprender a cazar y a evitar animales potencialmente peligrosos. Al cumplirse este tiempo, la madre deja a la camada y los cachorros permanecen juntos por otros seis meses en un grupo de hermanos. Entonces las hembras se separan para establecer sus territorios, mientras que los machos permanecen juntos, con frecuencia por el resto de sus vidas.

Cría en cautiverio

Los guepardos son una especie en peligro de extinción, en parte debido a su baja tasa de fertilidad. Los estudios en guepardos machos han descubierto que tienen niveles muy bajos de espermas viables. Los exámenes de ADN han determinado que existe mucha endogamia en los guepardos y teorizan que ocurrió un "cuello de botella" genético hace unos 12.000 año, un evento catastrófico que eliminó a casi toda la población de guepardos, dejando un número limitado de animales y forzando la endogamia. Esto provoca que los guepardos sean susceptibles a mutaciones nocivas y que la similitud de sus sistemas inmunológicos aumente el riesgo de que sufran debido a enfermedades transmisibles. Aunque los conservacionistas siguen tratando de proteger las poblaciones salvajes, la cría en cautiverio es esencial para mantener la diversidad genética y aumentar el número de animales sanos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles