Cómo hacer abono con estiércol de oveja

••• sheeps queue on sheep-run image by Piotr Rydzkowski from Fotolia.com

Hacer abono es una excelente manera de reciclar los desechos de tu cocina y estiércol de oveja en nutrientes beneficiosos para tu jardín. El estiércol de oveja es un fertilizante de liberación lenta, y tiene un menor contenido de nitrógeno que muchos otros tipos de estiércol, ayudando a mantener el balance en la relación carbono/nitrógeno del abono. Elige un espacio para hacer abono que no te estorbe y que sea lo suficientemente grande para acomodar una gran pila.

Passo 1

Haz una capa de material rico en carbono de 3 pies de ancho por 3 pies de largo (1 metro por 1 metro). Apila material hasta lograr un espesor de 5 a 7 pulgadas (12,5 a 17,5 cm). Palillos, papel picado, astillas de madera, hojas y cartón son materiales ricos en carbono.

Passo 2

Haz una capa de material rico en nitrógeno, como desechos de cocina y estiércol de oveja, de unos 2 a 4 pulgadas (5 a 10 centímetros) de espesor sobre la capa de material rico en carbono. Repite los Pasos 1 y 2 hasta obtener una pila de unos 3 pies (1 metro) de alto.

Passo 3

Gira y mezcla tu pila de abono con una pala. No solamente debes mezclar las capas entre sí, sino también asegurar que el oxígeno llegue a los microbios de manera tal que puedan seguir descomponiendo el abono.

Passo 4

Revisa tu abono regularmente para asegurarte de que no esté muy húmedo ni muy seco. Si no parece estar descomponiéndose, puede ser que esté muy seco y necesitarás rociar un poco de agua sobre él y cubrirlo con una lona. Si puedes tomar un puñado y exprimir más de una gota de agua de él, significa que está muy húmedo y necesitas quitar la lona y dejarlo secar un poco.

Passo 5

Extiende tu abono de estiércol de oveja en tu jardín una vez que la temperatura ha comenzado a disminuir y el abono esté húmedo y tenga una consistencia desmenuzable y uniforme.

Más reciente

×