Cómo arreglar las cintas de nicromo en una tostadora

Creatas/Creatas/Getty Images

Una tostadora tiene en su interior cintas de resistencia metálicas hechas de nicromo, una aleación de níquel y cromo. La electricidad se dirige a las cintas que resisten el flujo. Este proceso hace que las cintas se calienten debido a la fricción de electrones en el flujo eléctrico y este calor es el que dora el pan que colocas en la tostadora. Las cintas de nicromo pueden romperse y no presentar la resistencia que las calienta. Puedes reparar las bobinas de tu tostadora con unos pocos elementos y sin la necesidad de una soldadora o hierro para soldar.

Paso 1

Vierte 1/2 taza de jabón en polvo para manos dentro de un recipiente. Agrega algunas gotas de agua y mezcla con una cuchara para formar una pasta espesa.

Paso 2

Desenchufa el cable de la tostadora del receptáculo eléctrico.

Paso 3

Retira los tornillos del marco externo de la tostadora usando un destornillador y girándolos en contra de las agujas del reloj. Deja los tornillos a un costado.

Paso 4

Examina la rotura en las cintas de nicromo. Dobla un lado de la bobina en forma de U usando el alicate. Dobla el otro lado de la rotura en forma de U. Engancha los dos extremos de la rotura y apriétalos ajustadamente con el alicate.

Paso 5

Aplica con tu mano una cantidad generosa de pasta en la unión de las bobinas.

Paso 6

Enchufa el cable de la tostadora en un tomacorriente y enciéndela. Deja calentar la tostadora y derrite la pasta sobre las cintas para soldarlas. Las cintas se tornarán rojas y la pasta se derretirá.

Paso 7

Desenchufa la tostadora y deja enfriar completamente. Presiona suavemente cualquier resto de pasta usando el alicate para sacarla de las bobinas. Enciende la tostadora cabeza abajo para sacudir los restos de pasta cristalizada.

Paso 8

Coloca el marco sobre la tostadora, inserta los tornillos y ajústalos en el sentido de las agujas del reloj usando un destornillador.

Más reciente

×