Cómo colocarse uñas postizas en casa

Creatas/Creatas/Getty Images

Las uñas artificiales, también conocidas como uñas postizas o falsas, son una forma conveniente de lograr uñas perfectas al instante, especialmente si tus uñas naturales son frágiles y se rompen fácilmente cuando tratas de que crezcan. Las uñas falsas mejoran la apariencia de las uñas mordidas, mientras que al mismo tiempo desalientan el hábito de morderlas. Están disponibles en una amplia variedad de estilos que van desde una manicura francesa de aspecto natural hasta diseños de uñas llamativos, coloreados o con joyas que transforman tus uñas en un accesorio de la moda. Con práctica, puedes convertirte en una experta en aplicarte tus propias uñas artificiales en casa.

Paso 1

Remueve cualquier barniz existente en la uña con el quitaesmalte.

Paso 2

Lava tus manos y uñas usando jabón. Utiliza el cepillo para limpiar por debajo de las uñas.

Paso 3

Enjuágate las manos y uñas con agua limpia. Sécalas bien con una toalla.

Paso 4

Utiliza el removedor de cutículas en cada uña. Empújalas suavemente y remueve la piel translúcida de las uñas con un removedor de cutículas o con un palito de naranjo. Quita los restos con una bola de algodón.

Paso 5

Lima o recorta cada uña, para que todas tengan un largo parejo.

Paso 6

Selecciona un juego de uñas artificiales que sean de un tamaño parecido al de tus uñas naturales. Déjalas en orden en una superficie plana.

Paso 7

Coloca cada uña postiza en la uña correspondiente para verificar que se ajustan. Determina si la curva inferior de la uña postiza sigue exactamente la curva de la uña natural y que los bordes están perfectamente nivelados con los bordes de la uña natural.

Paso 8

Reemplaza cualquier uña falsa individual que sea muy pequeña por una un poco más grande.

Paso 9

Lima y remodela las uñas con una lima de uñas si es necesario.

Paso 10

Aplica el pegamento directamente en la uña moviendo la boquilla del aplicador en forma circular. Añade una gota de pegamento a la mitad inferior de la uña falsa que estará en contacto con tu uña natural.

Paso 11

Sostén la uña postiza a 45 grados con respecto a la uña natural que cubrirá y deslízala sobre ella hasta que el borde inferior coincida con el de la uña natural. Si es necesario ajusta rápidamente la posición.

Paso 12

Presiona la uña durante 10 a 15 segundos para quitar cualquier burbuja de aire y forzar a que la uña postiza se adhiera a la uña natural.

Paso 13

Repite el procedimiento hasta que te apliques todas las uñas.

Paso 14

Lima o corta las uñas del largo y de la forma que deseas. Aplica esmalte de uñas si quieres.

Más reciente

×