Cómo cuidar los zapatos de piel de serpiente

David Livingston/Getty Images Entertainment/Getty Images

Gastaste mucho dinero en esos estilizados zapatos de piel de serpiente (nada de imitaciones para ti, elegiste unos legítimos). Y ahora quieres proteger esa compra tratando a tus zapatos de la manera correcta. La piel de serpiente es más delicada que otros cueros y es propensa a secarse y quebrarse. Tus zapatos necesitarán un cuidado regular para mantenerlos flexibles. Haz una simple rutina luego de cada uso y tus preciados zapatos durarán toda tu vida e incluso más.

Paso 1

Usa un pincel muy suave como un pincel sable para eliminar la suciedad superficial y el polvo de tus zapatos. Finge ser un arqueólogo con un artefacto extraño y delicado.

Paso 2

Humedece suavemente un paño limpio de algodón, ¡pero haz hincapié en "suavemente"! Limpia tus zapatos con cuidado, yendo en la misma dirección que las escamas. El agua debería bastar para remover de una pasada la mayor parte del polvo superficial.

Paso 3

Acondiciona tus zapatos con acondicionador de cuero hecho especialmente para pieles exóticas, como Lexol. No uses acondicionador de cuero común, ya que está hecho para cueros suaves y dejará demasiado residuo.

Paso 4

Pule tus zapatos, si así lo deseas, con betún incoloro. No es necesario hacer este paso luego de cada uso. Hazlo según sea necesario para mantener el brillo de tus zapatos.

Paso 5

Guarda tus zapatos lejos de la luz directa y protegidos del polvo por una bolsa para polvo o en su caja de zapatos original. Asegúrate de que el lugar donde los guardas esté seco y así evitar la formación de moho. También asegúrate de que tus zapatos estén bien secos antes de guardarlos.

Más reciente

×