Cómo limpiar las barandas decorativas

••• Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images

Distinguidas por su extraordinaria fuerza y atractivo ornamental, las barandas decorativas de hierro forjado añaden un ambiente auténtico para decorar los interiores y exteriores. Las barandas de hierro forjado son frecuentes en los balcones y se utilizan a menudo como rejas para las ventanas, paneles de puertas, rejas y balaustres. A pesar de que requieren un bajo mantenimiento, las barandas de hierro forjado, inevitablemente recogen polvo, aceite y suciedad. Las barandas exteriores también tienden a acumular excrementos de pájaros y otros desechos orgánicos. Limpiar regularmente las barandas decorativas de hierro forjado eliminará los desechos para preservar su atractivo estético.

Passo 1

Llena un balde plástico con agua. Humedece un paño de limpieza ordinario en el agua.

Passo 2

Pasa el paño sobre la baranda de hierro forjado para eliminar el polvo y otros fragmentos ligeros de desechos.

Passo 3

Vuelve a llenar el balde con 1 cdta. de detergente líquido para platos y 1 galón de agua limpia. Humedece un cepillo de cerdas sintéticas en la solución de detergente.

Passo 4

Llena otro balde de plástico con agua para enjuagar el cepillo.

Passo 5

Frota la solución detergente sobre toda la baranda de hierro forjado para eliminar los residuos y manchas. Enjuaga frecuentemente la brocha de cerdas sintéticas en el balde de agua del grifo cuando limpies la baranda.

Passo 6

Rocía la baranda de hierro con agua para enjuagar la espuma del detergente y la suciedad suelta. Echa agua sobre la baranda con un paño fresco, si se encuentra en el interior.

Passo 7

Deja que la baranda de hierro forjado se seque al aire.

Más reciente

×