Actividades con organizadores avanzados

Escrito por david halbe | Traducido por pilar celano
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Actividades con organizadores avanzados
Los maestros pueden utilizar cuadros u otros organizadores avanzados para ayudar a los alumnos a aprender mejor. (Digital Vision./Digital Vision/Getty Images)

El organizador avanzado es una herramienta que puede realizar dos tareas dentro del diseño de una clase educativa. El primer uso es para introducir un tema presentando un resumen general, activando el conocimiento previo y ayudando a los alumnos a determinar cómo asimilar esa nueva información. El organizador avanzado también puede ser una herramienta que les muestre a los alumnos el proceso mediante el cual el aprendizaje de determinado tema o la finalización de determinada actividad ocurren. Por ejemplo, los organizadores avanzados se pueden utilizar para ayudar a los alumnos a comprender qué pasos deben seguir para completar una presentación. En esos casos, se pueden preparar diferentes niveles de organizadores, que van desde finales abiertos hasta descripciones paso a paso basadas en las habilidades del alumno para completar la tarea.

Otras personas están leyendo

Activar el conocimiento previo

Antes de que comience la instrucción sobre determinado tema, se pueden realizar una serie de actividades para activar el conocimiento previo sobre este. El supuesto básico es que los alumnos ya adquirieron algo de información, que será beneficiosa para los objetivos de aprendizaje. El método más común de activar el conocimiento previo es darle a los alumnos para que completen cuadros "KWL". Por sus siglas en inglés: la K representa el conocimiento que ya tienen, la W representa lo que quieren aprender y la L representa lo que ya se aprendió. Solo las posiciones K y W se completan con anterioridad a la actividad. Por ejemplo, se les puede preguntar qué saben sobre animales en general antes de iniciar una unidad sobre mamíferos. Robert Marzano es un investigador líder en estrategias educativas y afirma que a los alumnos se les deben formular preguntas que les permitan inferir cuáles fueron el tema y el objetivo de cada clase. Se les pueden formular preguntas como "¿Por qué [determinado tema] es importante?" o "¿Por qué estudiamos [determinado tema]?" El espacio en blanco se puede completar con cualquier tema que se esté estudiando. Si se trata de una unidad sobre terremotos, pueden discutir por qué los terremotos son importantes y por qué las personas deberían saber más sobre ellos. Como resultado, este enfoque puede aumentar el interés del alumno en determinado tema, dado que invierten más energía y se conectan más con el contenido. Si el alumno se siente conectado con el contenido, querrá aprender más sobre el tema.

Resumen general del tema

Los cuadros semánticos son un método de los organizadores avanzados para ofrecer un resumen del tema en cuestión. En literatura, el cuadro puede incluir un listado de elementos literarios que aparecerán en el libro. Los alumnos pueden tratar de formular predicciones sobre la historia en base a detalles como el título y la imagen de la portada. Los alumnos pueden tratar de determinar qué tipo de conflictos internos y externos pueden surgir entre los personajes dentro del relato, cuál es el marco temporal y espacial y cuál puede ser el tema general de la historia. Luego, a medida que leen el libro, pueden comparar sus predicciones con aquello que va ocurriendo. De esta forma, están preparados para el contenido que deben adquirir a lo largo del libro. En otras materias, un cuadro de este tipo se puede utilizar para demostrar la relación de causa y efecto, ciclos u otras progresiones semánticas. Por ejemplo, las clases de ciencias suelen utilizar cuadros para demostrar un ciclo, como un medio para presentar las nociones básicas sobre un tema. Existen cuadros de este tipo para el ciclo del agua; los del carbono, nitrógeno y oxígeno; la fotosíntesis, y muchos otros temas. los alumnos pueden ver cómo algunos conceptos centrales están interrelacionados y, por lo tanto, se encuentran mejor preparados para las actividades de aprendizaje.

Asimilar el conocimiento

Para ayudar a los alumnos a asimilar el conocimiento y reconocer aquello que han asimilado, existen varias actividades que se pueden utilizar. El cuadro KWL mencionado con anterioridad es una alternativa. Los alumnos deben realizar una actividad de aprendizaje con una evaluación sobre aquello que aprendieron. No obstante, el cuadro KWL funciona como ancla del conocimiento y como una herramienta destinada a reforzar el aprendizaje, indicando de forma activa aquello que aprendieron. La 3-2-1 es otra herramienta que le permite al maestro ayudar al alumno a asimilar el conocimiento. El enfoque 3-2-1 es sumamente flexible. Básicamente, los alumnos deben indicar tres elementos, otros dos y luego uno más. Algunos ejemplos pueden incluir pedirle a los alumnos que nombren tres nociones que hayan aprendido, dos preguntas que tengan y un concepto que les genere confusión, o que enumeren tres elementos fundamentales que creen que se deberían incluir en un examen, dos razones por las que el material es importante y una forma en la que pueden aplicarlo en la vida. No hay límite para las formas de presentar la 3-2-1, lo que la hace una gran actividad de cierre que proporciona una base para la siguiente lección de la unidad.

Presentaciones secuenciales

Cuando a los alumnos se les entregan actividades para completar, se pueden utilizar organizadores avanzados para organizar el enfoque con el que se abordarán las actividades. Las clases de ciencias necesariamente incluyen un organizador avanzado en la forma de instrucciones de procedimiento enumeradas en un informe de laboratorio. Estos pasos ayudan a los alumnos a comprender qué ocurrirá. Las instrucciones escritas son otro organizador avanzado que ayuda a los alumnos a comprender qué se espera de ellos. Asimismo, son un gran método de ofrecer aprendizaje diferenciado. La especificidad de una instrucción se puede ajustar a las necesidades del alumno. Por ejemplo, un ensayo perfecto debe ser "informativo y fiel a los hechos" o puede "incluir cuatro afirmaciones y sus fuentes" dependiendo de lo que el alumno necesite para prepararlo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles