Cómo arreglar la baja presión del gas natural

Escrito por neal litherland | Traducido por rafael ernesto díaz
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo arreglar la baja presión del gas natural
El gas natural es el elemento de calentamiento preferido en muchos hogares, dando calor a tu casa, agua caliente y a veces, incluso, electricidad. (Thinkstock/Comstock/Getty Images)

El gas natural es el elemento de calentamiento preferido en muchos hogares, dando calor a tu casa, agua caliente y a veces, incluso, electricidad. Si encuentras que tienes baja presión de gas natural en tu hogar, esto puede dar lugar a un montón de problemas, que van desde no poder mantener el calor a una potencial fuga de gas. Sin embrago, una vez que el problema ha sido localizado, puede ser reparado.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Medidor de gas natural
  • Detector de gas natural
  • Linterna de mano
  • Soldadura
  • Tubo de cobre
  • Gafas de seguridad

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Revisa la presión de gas natural por si se encuentra de manera contraria a como debe ser. Un medidor de gas natural se puede encontrar en tu línea de servicio, o puedes llamar a tu proveedor de servicios y obtener una descripción actualizada de lo que es la presión de gas actual. A menudo, los problemas de presión provienen de la compañía de gas y, si ese es el caso, entonces la compañía tiene que solucionar el problema de tu terminal.

  2. 2

    Apaga todos los usos superfluos de gas natural. Por ejemplo, si tienes una estufa de gas, calentador de agua caliente, chimenea y la calefacción de la casa todos funcionando a la vez, esto podría ser la causa de la baja presión. Deja un solo dispositivo a la vez y luego examina la presión de nuevo para ver si se eleva. El uso excesivo puede provocar que la presión disminuya, ya que no se puede traer tanto gas a la vez.

  3. 3

    Comprueba si hay fugas de gas en tu casa. Utiliza un detector portátil de gas natural y pasa de una habitación a otra, para comprobar si hay niveles. Además, examina las tuberías de gas natural y ve si hay fugas más pequeñas en las juntas, o si hay un pequeño agujero o grieta en la línea.

  4. 4

    Cierra el gas, vacía el sistema y reemplaza la parte dañada de la tubería con una sección nueva. Recorta con una sierra el tramo de tubería donde está el agujero, coloca una sección nueva de la tubería en el espacio. Enciende tu linterna de mano y funde una línea de soldadura alrededor de las conexiones, formando uniones sólidas. Permite que las juntas se sequen antes de restaurar de la presión.

  5. 5

    Controla tus niveles de gas natural una vez que la tubería se haya arreglado. Asegúrate de ver si los niveles aumentan o no, y revisa el tubo de presión. Si la presión todavía no sube puede haber fugas que necesitas para encontrar.

Consejos y advertencias

  • Si no estás familiarizado con los métodos adecuados para la instalación o reparación de tuberías de gas natural, a continuación, permite que un profesional lo haga. Revisa siempre las regulaciones locales y las normas con el proveedor de gas natural para asegurarte de que no estés violando ninguna ley o las reglas de seguridad.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles