¿Qué es la auditoría de fraudes?

Escrito por jonita davis | Traducido por adriana torossian
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Qué es la auditoría de fraudes?
(Tax filing gone wrong: this accountant has had enough. image by Alexey Stiop from Fotolia.com)

Una auditoría de fraudes es una revisión minuciosa de los documentos financieros, en busca de un punto en donde los números y/o estados financieros no coincidan. Las auditorías se realizan cuando existe una sospecha de conducta fraudulenta. Algunas empresas lo hacen como medida de precaución, para evitar que ocurra y para captarlo antes de que el delincuente se lleve demasiado dinero. Sin embargo, hay más cuestiones para tener en cuenta en una auditoría de fraudes.

Otras personas están leyendo

No es una investigación

La auditoría de fraudes se utiliza para identificar las transacciones fraudulentas, no para descubrir la manera en que fueron realizadas. Es un error común que muchas personas cometen, creyendo que la auditoría y la investigación son el mismo proceso. El auditor simplemente rastrea cada transacción realizada por la empresa en busca de la que sea fraudulenta, si es que existe alguna. Un auditor habitual simplemente comprueba los números para verificar su precisión.

Verificar todos los registros

Los auditores suelen buscar fuera de la contabilidad de las cuentas para encontrar las transacciones fraudulentas. Esto puede incluir la revisión de los recibos, no sólo de la empresa, sino también de los clientes. Cualquier inconsistencia en las cifras podría ayudar a descubrir un fraude. Estos auditores también deben entrevistar a los empleados, y en ocasiones a los clientes para averiguar si existió alguna acción fraudulenta.

Modalidades

Hay modalidades para todos los casos de fraude y éstas ayudan a los auditores ayudan a descubrir la actividad ilegal. Muchos criminales que cometen un fraude tienden a creer que son demasiado buenos para ser descubiertos, o que el sistema que aplicaron es original. De hecho, todos los fraudes tienen los mismos indicadores que ayudan al criminal a cometer el crimen, y que ayudan al auditor a descubrirlos. Estos incluyen la gestión negligente, el historial de un comportamiento poco ético, la alteración de documentos y la indiferencia ante el procedimiento. Estos patrones de conducta se encuentran dondequiera que exista un delito de fraude en curso. Algunas modalidades son menos obvias que otras, pero aún así se conocen.

Tipos de fraude

La auditoría de fraudes está diseñada para buscar seis tipos de fraude, según la publicación de Business Network "Reconociendo los indicadores de un fraude". Estos son: malversación, sobornos, robo, extorsión, "transacciones ficticias", comisiones ilícitas y conflictos de interés. Aunque no todos los casos de fraude pueden ser fácilmente clasificados, siempre caerán, como mínimo, dentro de al menos una de estas clasificaciones. Los auditores están entrenados para buscar específicamente los indicadores de cualquiera de estos tipos de fraude.

Conviértete un auditor de fraudes

Para convertirse en un auditor de fraude, debes obtener una licenciatura en contabilidad. Toma algunas clases de contabilidad forense si está disponible esa materia. A continuación, el contador se orienta para obtener una licencia de contador público o para formar parte de un programa especial diseñado para hacer de él un auditor forense certificado. Dependiendo del estado en el que residas, existen requisitos específicos de horas de trabajo y pruebas a completar. Observa la sección de recursos para mayor información.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles