Cómo hacer azúcar estirado

Escrito por mallory ferland | Traducido por carolina bobadilla
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Para un centro de pastel o de postre, no hay nada más elegante e impresionante que las decoraciones comestibles. El azúcar es la arcilla, el panadero un escultor. El azúcar puede tomar casi cualquier forma que puedas imaginar. Cuando se licua y se calienta, se vuelve lo suficientemente flexible durante unos momentos para ser esculpido en forma de objetos, cintas y adornos. El proceso de moldeo del azúcar se conoce como tracción, ya que tiras del azúcar fundido para formar líneas suaves que luego se endurecen en una escultura de azúcar quebradizo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 1 y 1/4 tazas de azúcar.
  • 100 ml de agua.
  • Colorantes de comida.
  • Guantes.
  • 1 cdta. de jumo de limón.

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Pon a hervir 1 y 1/4 tazas de azúcar y 100 ml de agua a fuego fuerte. Coloca un termómetro al lado de la olla. Una vez que alcance el punto de ebullición, añade una cucharadita. de jugo de limón y el colorante de tu elección. Mira el termómetro hasta que marque 298 grados Fahrenheit (147.78 C°). Deja que la mezcla alcance esta temperatura, o no se endurecerá adecuadamente cuando se enfríe. El truco para hacer caramelo es llevarlo al máximo en una temperatura elevada. Si no usas un termómetro, corres el riesgo de obtener caramelos pegajosos.

  2. 2

    Vierte el jarabe de caramelo hirviendo sobre una estera de silicona. Puedes utilizar un pedazo de papel de pergamino, pero asegúrate de que el papel se pega a la mesada. Fíjalo con cinta adhesiva o algo que haga peso. No utilices papel de cera, que se derrite y se adhiere al caramelo. Ponte un par de guantes de pastelería o guantes de cocina de fregadero para evitar quemaduras una vez que comiences a tirar.

  3. 3

    Permite que el azúcar se enfríe brevemente (menos de un minuto), como para que sea sólido pero flexible. Si dejas que repose durante más de un minuto se endurecerá y tendrás una hoja de azúcar, tal vez bonita para una placa de pastel, pero no servirá como azúcar para estirar.

  4. 4

    Empieza a tirar. Dobla el azúcar ida y vuelta para ir consiguiendo la consistencia y a continuación corta trozos pequeños y comienza a estirar, tirar y girar el azúcar en cualquier forma que desees. Debes trabajar con rapidez. Puedes utilizar herramientas tales como tacos para ayudarte a crear rizos de cinta o doblarlo en forma de gotas para hacer flores.

  5. 5

    Recalienta el azúcar si se enfría antes de que termines. Coloca el azúcar en una lámpara de calor o en una olla a fuego lento en la hornalla o en el horno. No dejas que se derrita o tendrás caramelo. Deja que se caliente lo suficiente sólo para que sea flexible de nuevo, y luego repite la tirada de pequeñas piezas en tiras o formas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles