Consejos para usar el glasé real en ambientes de alta humedad

Escrito por amanda richards | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Consejos para usar el glasé real en ambientes de alta humedad
El glasé real decora muchos pasteles y es conocido por su acabado brillante en decoraciones de pasteles. (Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images)

El glasé real es una cubierta aterciopelada y maleable que se usa en la industria de la repostería en pasteles, pastelillos y cubiertas decorativas y ornamentales. Conocido por la textura dura que obtiene al secarse (se usa glicerina si se quiere suavizar la textura), esta cubierta se hace con yemas de huevo o polvo de merengue y azúcar en polvo o glas. En condiciones húmedas, el glasé real se suaviza. La humedad y el calor pueden deteriorar la cubierta y cualquier decoración y hará que el glasé sea demasiado suave para usar como cubierta, con duyas o para decorar. Las condiciones húmedas y cálidas provocarán que el glasé se estanque y no se endurezca. Trabajar en ambientes frescos es lo ideal, pero aquí están algunos consejos que pueden ayudar a que trabajes con el glasé aun en condiciones húmedas.

Otras personas están leyendo

Preparación

Mezcla el glasé solamente con azúcar de caña (azúcar en polvo). Otros azúcares, como el de remolacha o el de cristales de stevia, pueden generar consistencias inadecuadas en condiciones húmedas. No dejes que el glasé entre en contacto con comidas grasosas, pues los ingredientes grasosos debilitarán y suavizarán la cubierta.

Proporciones

Usa una proporción distinta de agua y polvo de merengue, usando la mitad o menos del agua. Agrega media cucharadita de crema tártara a una libra (453 g) de azúcar glas para ayudar con la estabilidad. Usa polvo de merengue en lugar de claras de huevo para ayudar a estabilizar el glasé en condiciones húmedas.

Refrigeración

Refrigera en un contenedor sellado el glasé hasta que lo necesites usar. Si el glasé se suaviza al decorar o cubrir un pastel, refrigera el pastel y el glasé varias veces durante la preparación. Cubre el glasé con una envoltura plástica bien apretada. El glasé con una "corteza" pierde su textura suave.

Almacenamiento y área de trabajo

No almacenes el glasé cerca de una fuente de calor o bajo la luz, aunque esta sea luz fluorescente casera. Mantén el glasé lejos de la luz solar o de electrodomésticos como refrigeradores o lavaplatos, que suelen emitir cierto calor al operar. Usa un aire acondicionado o un deshumidificador durante los períodos húmedos para obtener los mejores resultados con el glasé real.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles