Cómo controlar la ira

Escrito por gabrielle nicolet Google | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo controlar la ira
(Comstock/Comstock/Getty Images)

La mayoría del tiempo, la ira es una normal y sana reacción a la frustración o situación decepcionante. Sin embargo para algunas personas, la ira puede ser tan poderosa que se transforma en rabia, llevando a consecuencias negativas, tales como comportamiento abusivo y auto-destructivo, estrés y problemas de salud. Aprender y entender tus emociones y lidiar con las situaciones diarias apropiadamente para ayudar a prevenir y controlar tu ira.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Llega a la raíz del problema. Según el Dr. Phil McGraw, la ira se debe a una de tres cosas: frustración, dolor o miedo. Lidiar con las emociones que son la fuente de tu ira puede prevenir futuros ataques. Por lo general, las personas o situaciones con los que te enojas no son la verdadera fuente tu sentimiento. Sé honesto consigo mismo y los demás acerca de tus sentimientos. Comunícate con otros abiertamente y con calma.

  2. 2

    Practica técnicas de relajamiento. Las personas enojadas a menudo se sienten frustradas y estresadas??. Practicar yoga, la meditación u otras técnicas de respiración y estiramiento pueden ayudar a relajar la mente y el cuerpo. El ejercicio regular puede ayudar a reducir el estrés. Cuando sientes que vas a enojarte, respira profundamente varias veces. Cuente hasta 10 o repetir una palabra tranquilizadora en su cabeza, como "relájate". Visualizar una experiencia feliz o memoria para ayudar a distraer a ti mismo de la situación negativa y centrarse en algo más positivo.

  3. 3

    Cambia tus pensamientos. Las personas con ira tienden a sacar conclusiones y reaccionan a las situaciones. Antes de reaccionar a algo, primero piensa si tu reacción es racional y justificada. En lugar de pensar en lo peor, detente y cambia tu forma de pensar de manera que sea más positiva y racional, más que exagerada, distorsionada o dramática. Las personas enojadas tienden a exigir cosas como la justicia, el aprecio y el acuerdo. Aprende a equilibrar tus expectativas hacia otros. Recuerda que el enojo no va a resolver el problema.

  4. 4

    Busca ayuda profesional. Si tu enojo está causando graves problemas en tus relaciones personales o en el trabajo, puede ser el momento de buscar ayuda. Los serios problemas de ira o las fluctuaciones en el estado de ánimo puede ser un signo de una enfermedad mental más grave. Busca la ayuda de un médico, psiquiatra o terapeuta para explorar las posibles opciones de tratamiento. Los medicamentos recetados y la psicoterapia pueden ayudar a resolver cuestiones de ira para que no interfieran con tu vida.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles