Salud

¿Cómo detectar el cáncer?

Escrito por wirnani garner | Traducido por florence e. smith
¿Cómo detectar el cáncer?

Las células son unidades muy pequeñas que constituyen todos los organismos vivos, entre ellos, el cuerpo humano. En los individuos sanos, las células tienden a crecer y separarse según su tasa normal, y dejan de crecer luego de llegar al desarrollo ideal. Cuando dichas células mueren, tales como las células muertas de la piel que se descascaran, se producen nuevas tandas de células al mismo tiempo para reemplazar aquellas muertas. Dichos ciclos son normales en células sanas. En las personas que sufren de cáncer, sus células tienden a crecer y separarse sin control. Dichas células separadas no mueren, siguen creciendo de manera anormal y pueden unirse para formar tumores- hasta que puedan invadir y dañar otros tejidos saludables. Dichas células cancerosas pueden extenderse o hacer metástasis en distintas partes del cuerpo a través del flujo sanguíneo y el sistema linfático. A continuación, conocerás más sobre los síntomas que ayudan a detectar la presencia del cáncer.

Nivel de dificultad:
Moderada

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Controla que tu peso sea estable. Perder peso de manera persistente suele ocurrir en casos de cualquier tipo de cáncer. La pérdida no intencional de peso puede llegar a alcanzar las 10 libras (4,5 kg.) o más y puede darse al comienzo de la enfermedad. Los tipos de cáncer que suelen manifestar este síntoma son el cáncer de estómago, de pulmón, de páncreas, cáncer colon o recto y de esófago.

  2. 2

    Controla qué tan frecuentemente te sientes cansado. El agotamiento extremo o sensación constante de fatiga es un signo típico de cáncer. Puede darse en la etapa temprana de la enfermedad. Sin embargo, también puede comenzar como una pérdida de sangre que se desarrolla con la enfermedad, tal como leucemia y otros tipos de cáncer de estómago o colon.

  3. 3

    Con un termómetro mide tu temperatura. La fiebre es un síntoma común de cáncer. Puede ocurrir en las etapas tempranas, como en los casos de leucemia y linfoma. Sin embargo, suele ocurrir más frecuentemente en casos avanzados de cáncer, donde tanto el cáncer en sí como su tratamiento afecta extremadamente el sistema inmune, lo cual dificulta la lucha del cuerpo contra las infecciones.

  4. 4

    Presta atención a los cambios inusuales en tu piel. Los cambios en textura y color de la piel y el tamaño y forma de los lunares en la piel pueden observarse en casos de cáncer de piel y melanomas. Los tipos de cáncer dentro del cuerpo también pueden resultar en cambios evidentes en la piel, tales como el enrojecimiento (eritema), oscurecimiento (hiper-pigmentación), color amarillento (ictericia), picazón y crecimiento anormal de cabello en la piel.

  5. 5

    Controla cuán frecuentemente sientes dolor, el cual puede ser un indicador anticipado de cáncer en casos tales como el cáncer testicular u óseo. El dolor también puede ser una compañía constante del cáncer, especialmente en los casos más avanzados. Un dolor de cabeza más intenso que el común, que dura varios días, y no mejora a pesar de la ingesta de medicamentos, puede ser un síntoma de cáncer. El dolor constante en la espalda y en el área pélvica son comunes en pacientes con cáncer de ovarios.

  6. 6

    Toma nota de algunos cambios en tus deposiciones. La consistencia, calibre y apariencia de tu deposición puede ser distinta a la normal. Las evacuaciones pueden tener sangre o ser oscuras y, en los casos de cáncer de colon y de recto, suelen ser más finos que un lápiz. Además, puedes tener diarrea continua o constipación. En algunos casos, los individuos con cáncer pueden tener una sensación constante de querer defecar incluso cuando no lo desean- y si lo hacen, dicha sensación continuará durante más de un par de días.

  7. 7

    Intenta observar si has sufrido cambios en el funcionamiento de tu vejiga. El cáncer puede causar problemas urinarios que suelen incluir dolor durante la orina, sangre en la orina, y cambios en el flujo urinario- puede aumentar o disminuir la frecuencia de la orina.

  8. 8

    Controla las úlceras no cicatrizadas en todo tu cuerpo. El sangrado en la piel es común en casos de cáncer de piel, el cual se verá como una úlcera no-cicatrizada. Las manchas blancas o rojas alrededor de la boca (encías, amígdalas o lengua), especialmente en los fumadores compulsivos o individuos que mascan tabaco, pueden ser síntomas de cáncer. Las úlceras que no cicatrizan alrededor de los testículos o vagina también suelen ser un síntoma de cáncer.

  9. 9

    Palpa las superficies de tu cuerpo para ver si existen bultos o nódulos linfáticos hinchados. Los bultos suelen ser inofensivos; sin embargo, aquellos que no se van y causan un dolor agudo al tocarlo, pueden ser signo de cáncer. Los bultos alrededor del pecho o el área testicular cuyo tamaño crece continuamente y causa dolor, deben ser controlados inmediatamente, ya que pueden ser un síntoma de cáncer.

  10. 10

    Controla cualquier secreción inusual de sangre en tu sistema. El sangrado anormal puede darse durante la etapa temprana o avanzada de esta enfermedad. Toser sangre o tener sangre en la flema puede ser un indicador de cáncer de pulmón. El flujo vaginal inusual puede ser síntoma de cáncer de útero o cervical. El cáncer de pecho puede mostrar signos de secreciones de sangre anormales en el pezón. Una deposición con sangre u oscura puede ser indicador de cáncer de colon o de recto; y la presencia de sangre en la orina (hematuria) puede ser síntoma de cáncer de vejiga o riñón.

  11. 11

    Observa si sueles tener indigestiones frecuentes o si te resulta difícil tragar. Ambos síntomas pueden ser el resultado de otras enfermedades, pero también pueden ser indicadores de algún tipo de cáncer. Tanto la indigestión como la hinchazón, son signos comunes en pacientes con cáncer de ovario. La disfagia o la dificultad de tragar pueden ser indicadores de cáncer de garganta, esófago o estómago.

  12. 12

    En caso de tos o carraspera persistente, consulta a tu médico. La tos constante que dura por más de un mes con gargajos de sangre, suele ser síntoma de cáncer de pulmón. Si la carraspera o sonido rasposo de tu voz continúa igual durante un largo periodo, puede ser indicador de cáncer de garganta, de laringe o de tiroides.

Consejos y advertencias

  • Cualquiera de estos síntomas puede ser causa de otros tipos de enfermedades, pero no te arriesgues, ya que pueden ser signo de cáncer. Consulta a tu médico inmediatamente para que te diagnostique y te ofrezca el tratamiento adecuado.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media