DESCUBRIR
×

Cómo obtener semillas de plantas de lavanda

Actualizado 20 julio, 2017

Las flores de lavanda tienen fases macho y hembra cuando sus anteras maduran antes que el estigma, lo que ayuda a que la planta evite la autopolinización. Las flores se abren durante varias semanas en picos de florecimiento y producen néctar, atrayendo a un amplio rango de abejas, mariposas y polillas. Los insectos maximizan la polinización cruzada y depositan polen de una planta a otra. La semilla que puedes obtener de las plantas de lavanda no es una verdadera variedad cultivada de la estirpe progenitora, y el amplio parentesco puede producir nuevas cepas de plantas variando en color y hábito.

Instrucciones

Digital Vision/Photodisc/Getty Images

    Preparación

  1. La poda ligera está establecida para las plantas de lavanda en primavera. Recorta el crecimiento seco del año anterior y los tallos de flor viejos. No cortes madera vieja, ya que puede sacar nuevos capullos de flor. Quita cualquier mala hierba de alrededor de las plantas, ya que competirán por comida y agua. Escarifica el suelo suavemente para permitir que llegue aire a las raíces. Alimenta de vez en cuando con un fertilizante general o uno con más contenido en fósforo, que fomentará la producción de flores.

    Jupiterimages/BananaStock/Getty Images
  2. Alenta a los polinizadores a ir al jardín plantando durante todo el año plantas buenas para las mariposas y las abejas. Evita las variedades cultivadas y flores dobles o con múltiples pétalos que puedan carecer de néctar. Usa pesticidas muy de vez en cuando. Proporciona sitios de anidamiento para abejas solitarias en tallos huecos o en tubos de anidado de cartón.

    Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images
  3. Recopila semillas de las cabezas secas después del florecimiento, a finales del verano. Asegura una recopilación máxima de semilla de alta calidad cosechando regularmente. El periodo de florecimiento ocurre durante varias semanas, de modo que la producción de semilla y la maduración también son procesos duraderos y continuos. Para recoger la semilla madura negra o marrón, agita las cabezas de flor dentro de una bolsa de papel.

    IT Stock Free/Polka Dot/Getty Images
  4. Siembra lavanda tierna resistente a las heladas inmediatamente en un medio de cultivo bien drenado. Evita una germinación lenta y errática preparando la semilla antes de sembrar variedades cultivadas resistentes a la helada como la L. angustifolia. Las plantas resistentes a la helada necesitan un periodo frío de seis a 15 semanas, a una temperatura diaria media de 40 grados Fahrenheit (4,4º Celsius). Guarda la semilla en un contenedor hermético en un lugar oscuro. Usa antes de un año, ya que las tasas de germinación caen cuanto más tiempo se deje la semilla.

    Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images

Consejos

  • Recoge semillas en un día de verano seco.

Advertencias

  • La Lavandula intermedia es estéril y no produce semillas.
  • Algunos libros recomiendan cortar las cabezas en flor y colgar hasta que sequen, y después quitar la semilla, pero muchas semillas estarán inmaduras y no germinarán.
  • No cultives lavanda de semillas si quieres plantas uniformes.

Necesitarás

  • Una tijera de podar
  • Fertilizante
  • Polinizadores
  • Bolsa de papel
  • Bote de almacenaje