Cómo cocinar costillas de res en el horno

Ciaran Griffin/Stockbyte/Getty Images

Cocinar costillas de res puede parecer intimidante, pero realmente no lo es. Todo lo que necesitas son unos cuantos ingredientes para que tus costillas queden deliciosas.

Paso 1

Revisa las costillas antes de comprarlas. Deben tener más carne que grasa y al menos ocho o diez costillas por tira.

Paso 2

La noche anterior, coloca las costillas dentro de un contenedor sellado con 1 taza de vinagre, 1 taza de jugo de naranja y 1 taza de jugo de limón. Deja que reposen hasta que estés lista para cocinarlas. Esta mezcla hará que la carne se suavice y que obtenga un delicioso sabor.

Paso 3

Saca las costillas de res de la mezcla y ponlas en una superficie limpia. Saca la sal y la pimienta y sazona de forma generosa ambos lados de las costillas. Frota la sal y pimienta en todos los espacios que puedas ver.

Paso 4

Vacía una lata de pasta de tomate en un bol, añade 6 cucharadas de miel y mezcla bien. Esparce toda la mezcla en las costillas. Envuelva las costillas de res en papel aluminio resistente, colócalas dentro de la olla y coloca la tapa. Mete la olla en el horno a 450 grados (230 °C) durante 45 minutos y luego a 200 grados (90 °C) durante tres horas. No revises ni abras el papel de aluminio. Deja a la olla tranquila hasta que las costillas estén listas.

Paso 5

Apaga el horno y saca la olla. Colócala encima de la estufa y deja que repose por lo menos 30 minutos. No retires la tapa hasta que la carne haya reposado. Una vez que hayan pasado 30 minutos, abre el papel aluminio y coloca las costillas en un plato. Ten cuidado, ya que pueden desprenderse del hueso. Prepara los acompañamientos, sirve y disfruta.

Más reciente

×