Cómo cocinar salvado de avena

••• Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images

El salvado de avena es la parte externa del grano de avena, que contiene niveles elevados de beta-glucano, un tipo de fibra soluble que puede disminuir el colesterol si se consume diariamente, según afirma la nutricionista canadiense Leslie Beck, RD. Media taza de salvado de avena contiene 3g de beta-glucano y puede ayudar a disminuir el riesgo de padecer enfermedades cardíacas. La fibra soluble también hace que la absorción de azúcares en el torrente sanguíneo sea más lenta, lo que ayuda a estabilizar los niveles de glucosa.

Passo 1

Hierve 1 taza de agua. Puedes usar media taza de agua y media de leche. La soja, las almendras, el arroz o la leche de vaca pueden utilizarse para que el cereal quede más cremoso y dulce.

Passo 2

Añade 1/4 de taza de salvado de avena y 1 cucharadita de semillas de lino molidas. Reduce el fuego al mínimo y tapa la cacerola. Cocina el cereal durante 5 minutos o hasta que se ablande la avena y adquiera una consistencia espesa.

Passo 3

Retira el cereal del fuego y añádele miel y canela. Si vas a usar banano, amásalo y agrégalo en este momento.

Más reciente

×