Cómo entrenar a un shih tzu para ir al baño

Has visto a este pequeño cachorro adorable que se ve como un trapeador andante, eso describe a nuestra Missy, a quien le encanta acurrucarse, te abraza cuando llegas a casa y adora el helado. De hecho llora como un niño de dos años cuando el heladero pasa cerca de nuestra casa, ella toma su correa y sube las escaleras corriendo para decirte que él está ahí. El pequeño Shih Tzu es una maravillosa adición a tu hogar. Son silenciosos, lindos, pequeños y adorables. Tu cachorro ahora necesita que le enseñes que ir al baño en tus alfombras o pisos limpios no es un comportamiento aceptable. Tienes que entrenar a tu Shih Tzu para ir al baño.

Passo 1

Carga a tu perrita y llévala afuera a primera hora en la mañana, al lugar que asignarás para que haga sus necesidades. Colócala en el suelo y dile con palabras simples lo que esperas. Dile: "Missy, ve al baño". Sólo necesita cinco minutos para decidirse a hacer sus necesidades, si no lo ha hecho en cinco minutos levántala y sin mostrar ninguna emoción o darle ninguna atención con calma ponla de vuelta en su caja.

Passo 2

Revísala en 5 o 10 minutos, luego sácala de nuevo a su lugar asignado. Cuando tu Shih Tzu comience a hacer sus necesidades, elógiala diciendo su nombre y diciéndole: "¡Missy, buena chica, sabe ir al baño!". Levántala y llévala de regreso a la casa, permítele jugar antes de regresar a su caja.

Passo 3

Continúa haciendo esto cada vez que tenga que ir al baño. Sé consistente con tu rutina. Ponle mucha atención a tu cachorro, muchas veces se emocionan tanto al regresar a la casa y cuando uno juega con ellos pueden cometer errores y hacerlo sin intención. Si tu cachorro empieza a agacharse, dile "No" con voz fuerte, aplaude, haz algo de ruido.

Passo 4

Distráela para que no haga sus necesidades en tu casa. Levántala y coloca una toalla debajo de ella a medida que la llevas afuera a la zona asignada. Una vez que esté en su zona asignada dile "Missy, ve al baño". Espera a que lo haga y luego elógiala diciendo su nombre y diciéndole "¡Missy, buena niña, sabe ir al baño!".

Passo 5

Sé consistente con tu rutina, sácala aproximadamente a la misma hora cada mañana, tarde y noche, antes de que te retires a dormir. Aprenderá a ir al baño en una semana.

Más reciente

×