Cómo hacer una pasta de bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es una sustancia versátil que viene en polvo y se encuentra en la mayoría de las cocinas. Además de ser un ingrediente para cocinar, se usa para neutralizar malos olores, exfoliar la piel y limpiar la casa. Es levemente abrasivo, lo que lo convierte en un producto conveniente para remover la suciedad pegada en superficies duras. Una pasta de agua y bicarbonato de sodio puede eliminar las manchas de las superficies sin tener que usar polvos abrasivos y productos de limpieza con base en productos químicos. Puedes hacer una pasta de bicarbonato de sodio usando técnicas sencillas.

Paso 1

Llena un recipiente con 1/2 taza de bicarbonato de sodio seco. Vierte 2 cucharadas de agua tibia dentro del recipiente.

Paso 2

Mezcla los ingredientes hasta que adopten la consistencia de una pasta. Agrega unas gotas más de agua si la mezcla continúa siendo polvorienta y seca. Continúa mezclando la pasta hasta que sea uniforme, como una cobertura para un pastel.

Paso 3

Esparce la pasta espesa sobre la mancha o la mugre. Déjala allí durante dos horas.

Paso 4

Humedece una toalla de papel con agua. Úsala para limpiar la pasta endurecida de la superficie.

Paso 5

Seca la superficie humedecida con otra toalla de papel.

Más reciente

×