Cómo preparar tortas de arroz coreanas

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Las tortas de arroz son omnipresentes en la cocina coreana y son fáciles de encontrar en diferentes formas y tamaños en los mercados de ese país. Si bien cada mercado coreano tendrá una variedad de tortas de arroz congeladas, algunos pueden incluso tenerlas recién hechas. El sabor de cualquier forma de torta de arroz será principalmente de este cereal, pero la textura puede variar de acuerdo a la forma de los pasteles. Las tortas de arroz planas en rodajas finas serán considerablemente menos masticables que las versiones más gruesas en forma de tubo. Tus propias preferencias determinarán qué forma de pastel te gusta más. Prepara tortas de arroz a partir de cero o sumerge tortas de arroz compradas en un tradicional guiso kim chi.

Receta de pasteles de arroz

Paso 1

Tamiza la harina de arroz para eliminar cualquier grumo. Si ésta no contiene sal, añade 1/2 cdta. de sal y ciérnela o revuelve en la harina de arroz.

Paso 2

Combina la harina de arroz con 1/2 taza de agua y amásalos juntos hasta que se forme una masa suave y lisa.

Paso 3

Cubre la bola de masa de arroz con un paño húmedo para evitar que se seque mientras formas las tortas de arroz.

Paso 4

Corta pequeños trozos de masa y forma con ellos la forma de torta de arroz de tu elección. Por ejemplo, en forma plana y redonda, en forma de tubo o de bola.

Paso 5

En una olla lo suficientemente grande como para que acomodes tu cesta de vapor, pon agua a hervir. Forra la canasta con hojas de pino fresco, hojas de plátano o una gasa para evitar que los pasteles de arroz se peguen mientras se cuecen al vapor.

Paso 6

Coloca las tortas de arroz en la cesta de vapor en una sola capa. Asegúrate de que ninguno de ellos se toque o se pegarán al cocinarse. Cubre las tortas de arroz con una gasa o la tapa de la cesta de vapor y cuece al vapor durante 40 minutos.

Paso 7

Enjuaga las tortas de arroz con agua fría y utilízalas en la receta de tu elección o guárdarlas en el congelador.

Preparación de tortas de arroz compradas

Paso 1

Sumerge las piezas congeladas de pastel de arroz en agua fría durante 1 hora para que se descongelen y luego cuécelas en agua hirviendo durante unos 5 minutos, hasta que estén blandas.

Paso 2

Precalienta una sartén o wok a fuego medio y agrega el aceite de cacahuete o sésamo, la salsa de soja y la pasta de chile.

Paso 3

Mezcla las tortas de arroz frescas o congeladas que compraste en la tienda, cocínalas en el wok con la salsa y cualquier otro ingrediente que desees. Saltea verduras o carne para hacer un gran acompañamiento. Sofríe todos los ingredientes hasta que queden bien cubiertos y sazonados por alrededor de 2 a 3 minutos.

Paso 4

Añade un chorrito de vinagre de arroz en el wok o sartén para deglasarla cerca del final de la cocción para darle más sabor o en caso de que la sartén comienza a resecarse.

Más reciente

×