Cómo restaurar un viejo baúl de madera

Comstock Images/Stockbyte/Getty Images

Restaurar un viejo baúl de madera es un proyecto simple que puede transformar algo antiestético en una atractiva pieza de decoración. Devuélvele la belleza a la madera con una tinta o haz un diseño con color y pintura. Restaurar y renovar los muebles viejos es una forma ecológica y económica de decorar tu casa.

Paso 1

Retira los herrajes de tu viejo baúl de madera, colócalos sobre una fuente o una taza y vierte diluyente para laca sobre ellos. Cepíllalos con un pincel de pintar, enjuágalos y sécalos con un paño suave. Limpia y lustra los herrajes con un pulidor de metales y luego frótalos con un paño suave para eliminar el esmalte y darles brillo.

Paso 2

Repara las imperfecciones del exterior y el interior del baúl con tapaporos. Presiona el tapaporos dentro de los huecos o rayaduras de la madera. Déjalo secar y endurecer.

Paso 3

Lija la madera por dentro y por fuera del baúl con un papel de lija de grano medio. Retira los restos y luego líjalo con un papel de lija de grano fino. Retira los restos con un paño húmedo.

Paso 4

Restaura el baúl con una capa de tinta o prebase de pintura sobre las superficies de madera. Déjalo secar completamente según las instrucciones del fabricante. Puedes elegir restaurar el interior con tinta o pintura o simplemente agregar una capa de poliuretano como protección.

Paso 5

Lija suavemente las superficies de madera teñidas con una lana de acero. Retira todos los restos del lijado y aplica otra capa de tinta. Si colocas prebase, aplica la pintura directamente sobre esta; no es necesario lijar. Repinta el baúl con tantas capas como necesites para lograr el acabado deseado. Déjalo secar entre cada capa.

Paso 6

Aplica una capa de poliuretano a la superficie teñida o pintada. El poliuretano protegerá la madera de la humedad y las manchas. Deja secar la primera capa y aplica otra.

Paso 7

Vuelve a colocar los herrajes en el baúl.

Más reciente

×