Cómo cocinar costillas de cordero marinadas con ajo y romero

Escrito por ehow contributor | Traducido por ana pérez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo cocinar costillas de cordero marinadas con ajo y romero
Estas sabrosas costillas de cordero son el centro de un plato sencillo. (lamb chop lunch image by hazel proudlove from Fotolia.com)

Cómo cocinar costillas de cordero marinadas con ajo y romero. Estas sabrosas costillas de cordero son el centro de un plato sencillo. La receta rinde para cuatro, dependiendo del apetito de los comensales (una o dos costillas por persona).

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 2 ramitas de romero fresco (o 1/2 cucharadita de romero deshidratado y molido)
  • Ralladura de 1 limón
  • 1 diente de ajo, hecho puré
  • 2 cucharadas de aceite de oliva (no virgen)
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/2 cucharadita de pimienta
  • 4 costillas de cordero (1 1/4 de pulgada de grosor)
  • Comestibles
  • Ralladores
  • Bolsas para congelador
  • Ollas para asar

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Prepara el romero fresco quitando las hojas del tallo; pica las hojas. Descarta los tallos.

  2. 2

    En un recipiente pequeño, mezcla el romero fresco o deshidratado con la ralladura de limón, la pasta de ajo, el aceite de oliva, el azúcar y la sal y pimienta a gusto.

  3. 3

    Frota las costillas de cordero con la salsa.

  4. 4

    Deja marinar las costillas, cubiertas, en el refrigerador. Puedes dejarlas durante una hora o toda la noche.

  5. 5

    Precalienta la parrilla.

  6. 6

    Asa las costillas de cordero con la bandeja a 4 pulgadas (10 cm) del fuego durante 3 a 4 minutos de cada lado si quieres que queden a punto, o durante 4 a 5 minutos de cada lado si las quieres bien cocidas.

Consejos y advertencias

  • Para obtener la ralladura de limón, ralla la cáscara con un rallador fino o corta tiras delgadas con un pelapapas y luego pícalas bien fino. Ten cuidado de usar sólo la parte amarilla de la cáscara del limón y no la parte blanca y amarga.
  • Para hacer puré el ajo, córtalo grueso, luego písalo con un mortero hasta obtener una pasta. Si no tienes un mortero, espolvorea sal sobre el diente cortado y luego pícalo fino. Usa la parte sin filo del cuchillo para aplastar el ajo cada tanto mientras lo picas. La pasta quedará más gruesa, pero servirá.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles