Cómo diseñar una piscina para espacios interiores

Escrito por shelley kishpaugh | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo diseñar una piscina para espacios interiores

Las piscinas son excelentes tanto para hacer ejercicio como para divertirse. Es común que la gente que vive en climas cálidos disfrute con piscinas propias instaladas en sus patios traseros. Pero, ¿qué sucede con aquellos que vivimos en climas fríos? En estos tiempos, las personas que viven en climas fríos y que desean utilizar una piscina todo el año, cuentan con varías opciones. Si tienes el dinero y el espacio, es posible diseñar tu propia piscina bajo techo siguiendo algunos principios básicos.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Sitio Web o revistas de piscinas.
  • Impresora
  • Papel
  • Tijeras
  • Carpeta para almacenar ideas

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Visualiza cómo luciría tu alberca ideal y como la piensan usar tú y tu familia. ¿La pondrás en una habitación ya existente? ¿Construirás una habitación para alojarla? ¿Será construida en una casa nueva? ¿Sería un recinto retractable una buena opción para ti? Estas preguntas son lo primero en lo que debes pensar al planear tu piscina, debido a que las repuestas a estas preguntas te ayudarán a decidir qué tipo de alberca se ajusta mejor a tu espacio y presupuesto disponibles.

  2. 2

    Si estás construyendo una casa nueva o una extensión, simplemente añade la piscina a los planes arquitectónicos en las primeras etapas del proyecto. La base para la piscina será vertida junto con los cimientos de la casa, a menos que desees utilizar un modelo de fibra de vidrio. Si este el caso, puedes instalarla una vez que el piso de la casa haya sido construido. Tu contratista puede garantizar que los planes de diseño se lleven a cabo tal y como se encuentran en tus especificaciones.

  3. 3

    Si tienes la intención de colocar la piscina en un cuarto ya existente, es buena idea considerar una que se coloque sobre el piso. La altura de tu techo determinará cuan profunda puede ser. En la mayoría de los casos el sótano u otro cuarto con piso de concreto son la mejor opción, puesto que necesitarás un piso sólido que sostenga el peso del agua. Si el piso no es lo bastante fuerte, puedes reforzarlo. Tu contratista puede aconsejarte cómo lograr esto.

  4. 4

    Otra opción es una piscina interior/exterior. Este tipo de albercas se construye en el patio, como cualquier piscina exterior, pero luego es cubierta con algo llamado cubierta "telescópica". Estas vienen en una amplia variedad de precios y estilos. Son parecidas a una terraza acristalada, pero con paredes y techo que se abren por completo, de forma que te permiten tener una piscina bajo techo en el invierno y una abierta en verano.

  5. 5

    Después de que hayas pensado cual de estas opciones es la mejor para ti, tu siguiente paso es investigar un poco. Puedes usar sitios Web o revistas para determinar como lucirá tu piscina ideal. Es fácil encontrar fotos de piscinas y recintos para piscinas en Internet, también puedes buscar en revistas especializadas. Una vez que encuentres algunas imágenes que te agraden, imprímelas o recórtalas y arma una carpeta de ideas que puedas mostrar a tu contratista. Así le resultará más sencillo visualizar tus ideas.

  6. 6

    El paso final es decidir como financiar y construir tu nuevo espacio de piscina.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles