DESCUBRIR
×

¿Cuál es el órgano masculino de una flor?

Actualizado 21 febrero, 2017

El órgano reproductor masculino de las flores, o los estambres, es responsable de la producción del polen de la flor. Junto con el pistilo u órgano reproductor femenino de la flor, representan los dos componentes principales de reproducción de la planta. Ambos se encuentran en la flor. Algunas plantas pueden reproducirse a sí mismas teniendo ambos en la misma flor, mientras que otras requieren la polinización cruzada con otra flor de la misma especie.

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Los estambres

Cada estambre se compone de dos partes principales, la antera y el filamento. La antera es el saco de polen de la flor y se encuentra en el extremo de cada estambre. El filamento es el tallo o proyección parecida que sostiene la antera en su lugar. Una vez que el polen se ha producido, está listo para ser desembolsado, ya sea por el viento o los insectos que la flor atrae mientras vuelan de flor en flor.

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Polinización

La polinización se produce cuando un grano de polen se deposita sobre el estigma de la flor. El estigma es una parte del pistilo de la planta. Es la punta del pistilo que se encuentra en el extremo del tallo del pistilo o estilo. El estigma está cubierto de una sustancia pegajosa, de modo que el grano de polen producido por el estambre puede adherirse fácilmente. Una vez que el polen y el estigma han establecido una conexión, se ha producido la polinización de la planta.

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Producción de semillas

El proceso continúa cuando el grano de polen, una vez implantado en el estigma, comienza a crecer un tubo hacia abajo hasta el óvulode la flor. Es en el óvulo donde los núcleos del polen fertilizan un núcleo del óvulo en el saco embrionario de la flor. Esta unión forma un cigoto que se convierte en un embrión de la planta. Después de estar bien alimentado por una parte del embrión que se divide por mitosis, el óvulo como se conoce, se convierte en una cubierta de la semilla y se libera por la flor para continuar con el proceso.

Peter Macdiarmid/Getty Images News/Getty Images

Auto-polinización

No todas las plantas se basan en el polen de otra planta para reproducirse. Muchas especies se reproducen asexualmente. El polen producido por los propios estambres de una planta, fertiliza su propio pistilo. Este proceso se basa en el viento y otros polinizadores como los que se reproducen sexualmente. Estas plantas generalmente producen una enorme cantidad de polen para asegurar el éxito del proceso. La descendencia de esta fertilización única de las plantas, es un clon de la planta madre.

Oli Scarff/Getty Images News/Getty Images