Cómo hacer una salsa fácil de queso parmesano

Escrito por gerald fuller | Traducido por maria eugenia gonzalez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer una salsa fácil de queso parmesano
El agregado de queso parmesano transforma una salsa de crema tradicional en una salsa Alfredo. (Jupiterimages/Comstock/Getty Images)

La salsa espesa y viscosa de queso parmesano es llamada tradicionalmente salsa Alfredo. Puedes hacer rápidamente una porción individual en una sartén mientras tu pasta se cocina, o puedes usar una olla de 2 cuartos (2 l) para reducir la salsa Alfredo a fuego lento a la consistencia deseada. Para maximizar el potencial de sabor del queso parmesano, cómpralo en un trozo y rállalo inmediatamente antes de mezclarlo en tu salsa.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Olla de 2 cuartos (2 l)
  • Cuchara grande o espátula de madera
  • Rallador de queso
  • Cucharón
  • Pinza de acero
  • 1/4 libra (113 g) de mantequilla
  • 4 onzas (113 g) de queso parmesano duro
  • 1 cuarto (1 l) de crema batida espesa
  • 1 cucharada de sal
  • Pimienta u orégano (para condimentar)
  • 1/2 a 1 libra (225 a 450 g) de proteína animal o vegetales cocidos (opcional)
  • Hierbas frescas picadas (para condimentar y opcional)
  • (Rinde de 4 a 5 porciones)

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Preparación

  1. 1

    Calienta la olla a fuego bajo. Pon la mantequilla y la sal y deja que se funda, revolviendo ocasionalmente para evitar que se ponga marrón.

  2. 2

    Cuando la mantequilla se haya fundido por completo, agrega la crema. Revuelve la mezcla suavemente hasta que ambos ingredientes estén mezclados.

  3. 3

    Revuelve tu salsa ocasionalmente dejando que espese. Mientras revuelves, raspa ligeramente el fondo de la olla con la cuchara o espátula para evitar que la crema se queme.

    Revuelve lentamente y reduce

  1. 1

    Agrega una pizca de pimienta y orégano. Gratina 4 onzas (113 g) de queso parmesano y deja aparte.

  2. 2

    Controla la viscosidad de la salsa a medida que se reduce inclinando ligeramente la olla y observando si la crema se pega a los lados. La crema que se desliza lentamente por los lados hacia el centro ha espesado lo suficiente para agregar el queso.

  3. 3

    Esparce el queso sobre la salsa revolviendo suavemente. Continúa revolviendo hasta que el queso se haya fundido por completo en la salsa. Apaga el fuego. La salsa continuará espesando mientras se enfría.

    Preparación rápida: 1 a 2 porciones

  1. 1

    Calienta una sartén a fuego alto. Cuando esté caliente, funde una cuarta barra de mantequilla y agrega una pizca de sal.

  2. 2

    Vierte 1 taza de crema batida espesa en la sartén y revuelve suavemente con una pinza de acero para mezclar la crema y la mantequilla. Deja hervir la mezcla, mientras la revuelves ocasionalmente para evitar que se queme.

  3. 3

    Revuelve la mezcla mientras se reduce hasta lograr la consistencia deseada. justo antes de retirar la salsa Alfredo del fuego, agrega pimienta y orégano para condimentar.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles