Cómo asar un cerdo entero

Hemera Technologies/Photos.com/Getty Images

El cerdo es una de las carnes principales elegidas para cocinar en una barbacoa. Desde las chuletas de cerdo hasta las brochetas de cubos, el cerdo ofrece un suculento sabor en cortes tiernos que se han mejorado con una variedad de salsas de barbacoa. Algunos chefs, en un gran ahorro de movimientos, simplemente cocinan todo el cerdo a la vez. Los luaus hawaianos preparan los cerdos enteros asados​​, llamados cerdos kalua, en fosas llamadas hornos imu. En Carolina del Norte preparan el cerdo entero poniéndolo en una parrilla de tambor o cualquier otra parrilla especialmente construida lo suficientemente grande como para contener la res entera. Cocinar todo un cerdo es un proceso lento, pero la carne resultante es tan tierna que no requiere de un cuchillo para cortarla. Se recoge la carne del hueso y las festividades resultantes se conocen como recogida del cerdo. Cocinar el cerdo entero requiere práctica y conocimiento de la técnica.

Paso 1

Coloca carbón en la parrilla, agrega liquido para encender y enciende el fuego con una cerilla larga. Deja quemar el carbón hasta que este cubierto de ceniza gris. Necesitarás carbón para mantener la temperatura de la parrilla durante el proceso de cocción.

Paso 2

Frota la carne de cerdo con sal o tu combinación favorita de especias y hierbas.

Paso 3

Coloca la carne de cerdo en la parrilla caliente, con el lado de la carne hacia abajo y el de la piel hacia arriba. Cierra la tapa.

Paso 4

Cocina el cerdo lentamente. Deja la temperatura dentro de la cubierta hasta 200 grados Fahrenheit (93 ºC) durante las primeras 3 a 4 horas. Comprueba la temperatura de la parrilla con un termómetro de parrilla.

Paso 5

Continua aumentando la temperatura lentamente hasta alcanzar 250 grados Fahrenheit (121 ºC) y luego mantén la misma. Para ello, agrega más carbón y controla la temperatura con cuidado.

Paso 6

Comprueba el cerdo con el termómetro de lectura instantánea cada pocas horas hasta el final de la cocción. Esto requerirá conjeturas debido a que el tiempo depende del tamaño del cerdo. Cuando la temperatura interna del cerdo llegue a 170 grados Fahrenheit (76 ºC), estará cocinado con seguridad.

Paso 7

Retira el cerdo de la parrilla y colócalo en la mesa de corte para que se enfríe un poco.

Paso 8

Toma la carne de los huesos y córtala, agregando salsa de barbacoa. Por otra parte, deja que los huéspedes elijan su propia carne de la res. Pasa la salsa de barbacoa extra en la mesa.

Más reciente

×