Cómo cocinar sardinas congeladas

NA/Photos.com/Getty Images

Existen muchas alternativas a las sardinas enlatadas. Una opción es que cocines las tuyas propias mediante el uso de un recipiente como una olla a presión. Una olla a presión permite que el sabor de la salsa y los ingredientes impregnen el pescado. Sin embargo, antes de poder cocinar las sardinas congeladas deberás prepararlas adecuadamente descongelándolas. A continuación, deberás quitarles la cabeza y las tripas.

Paso 1

Retira las sardinas del congelador. Sácalas del paquete y colócalas en un colador.

Paso 2

Haz correr agua fría sobre las sardinas para que se descongelen. Gira las cabezas y quita las tripas.

Paso 3

Mezcla 1/4 de taza de sal con 2 tazas de agua en un bol. Pon las sardinas en el bol y déjalas reposar durante 15 minutos para extraer la sangre.

Paso 4

Coloca las sardinas en una olla a presión y agrega las salsas e ingredientes que prefieras.Enciende la estufa y pon la llama al máximo.

Paso 5

Pon la olla a presión en la hornalla. Deja que junte vapor para una a dos horas.

Paso 6

Pon la hornalla en mínimo y cocina 20 minutos más o hasta que oigas el "silbido". Apaga la hornalla y deja que la olla a presión se enfríe al menos 15 minutos.

Más reciente

×