Cómo congelar el pernil de cerdo

••• Ablestock.com/AbleStock.com/Getty Images

El pernil trasero de un jamón es la mitad inferior de la pata trasera de un cerdo. Es menos grasa y ligeramente más dulce que la mitad superior. Por lo general, el jamón es envasado ​​en plástico cuando es vendido en los supermercados. Está bien dejar este plástico puesto cuando preparas el jamón para guardarlo en el congelador.

Método con el papel

Passo 1

Desenrolla el papel para congelar de modo que sea suficiente como para colocar el jamón en el medio y que queden márgenes lo suficientemente amplios como para doblar y envolver el jamón.

Passo 2

Pon la cara brillante del papel mirando hacia arriba y coloca el jamón en el centro, con el lado plano hacia abajo.

Passo 3

Levanta los lados opuestos del papel y ponlos juntos sobre el jamón. Deja suficiente papel como para hacer un doblez de 1 pulgada (2,54 cm).

Passo 4

Coloca cinta sobre el doblez, haciendo un pliegue. Levanta y dobla los otros dos lados opuestos de la misma manera. Coloca cinta sobre los mismos, haciendo un pliegue.

Passo 5

Gira el jamón y presiona para sacarle el aire. Continúa doblando, haciendo pliegues y colocando cinta adhesiva hasta que el envase sea hermético. Coloca el jamón en el congelador.

Método de la bolsa

Passo 1

Abre una bolsa grande para congelar y comprueba si todo el jamón cabrá dentro.

Passo 2

Coloca el jamón dentro de la bolsa para congelador. Asegúrate de que el hueso del jamón o cualquier otra parte no perfore la bolsa.

Passo 3

Comienza a sellar la parte superior de la bolsa dejando una abertura de 1 pulgada (2,54 cm) en el extremo.

Passo 4

Retira todo el aire de la bolsa para congelador presionándola y termina de sellarla. Colócala en el congelador.

Más reciente

×