Cómo hacer pollo frito sureño

Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images

El pollo sureño también conocido como pollo Kentucky, es un platillo principal en la cocina estadounidense. El pollo es generalmente cortado en piezas para freírlo con la pechuga sin hueso y las piernas y alas separadas del cuerpo. A menudo se deja la piel para una textura más crujiente cuando se cocina y agrega más sabor y humedad en general. Empanizarlo y freírlo es lo más común al hacer pollo sureño, sin embargo este tipo de corte de pollo puede utilizarse con cualquier otra receta de pollo.

Paso 1

Lava el pollo bajo un chorro de agua fría. Limpia con una toalla de papel la piel del pollo asegurándote de que las ranuras también estén secas.

Paso 2

Mezcla la harina, sal, pimienta negra, pimienta de cayena y comino en una bolsa de papel. Dobla la abertura varias veces y sacude la bolsa vigorosamente para combinar los ingredientes.

Paso 3

Inserta las piezas de pollo secas en la bolsa. Vuelve a doblar la abertura varias veces para cerrarla y sacude la bolsa para cubrir completamente el pollo.

Paso 4

Llena la freidora con las cuatro tazas de aceite de canola o hasta la línea designada de acuerdo a las instrucciones del fabricante. Enciéndela y deja que se caliente por completo.

Paso 5

Inserta el pollo en la freidora cuidadosamente colocándolo con la piel hacia abajo. Cocina el pollo por cinco minutos de un lado o hasta que la piel se dore.

Paso 6

Voltea el pollo utilizando unas tenazas y cocínalo por otros tres a cinco minutos del otro lado hasta que todo esté dorado.

Paso 7

Retira el pollo utilizando las tenazas y colócalo en el colador. Deja que escurra el aceite por varios minutos y luego sírvelo mientras esté caliente.

Más reciente

×