Cuidado de insectos hoja

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Los amigos peludos y los reptiles escamosos no le agradan a toda la gente. Ciertas personas disfrutan del aspecto observacional de tener insectos. Los insectos hoja en particular son unos de los favoritos entre muchos propietarios de estas criaturas. Estos pertenecen a la especie de los fásmidos y comúnmente se asocian con los insectos palo. Los insectos hoja son criaturas relativamente simples que requieren de plantas frescas, musgo y mucha agua. La simplicidad de poseer un animal de estos y su aspecto educativo hacen que estos insectos sean ideales para los niños y adultos.

Paso 1

Organiza un hábitat apropiado para tu insecto hoja. Un tanque para peces o una jaula de malla ubicada en posición vertical son ideales para albergar estos insectos. Los hábitats también deben tener mucha circulación de aire. Para asegurarte de que tus mascotas tengan suficiente aire, el área de contención debería tener idealmente un costado o parte superior de malla.

Paso 2

Pon un sustrato sobre la parte inferior del hábitat. Uno de musgo de esfagno o de turba es ideal. El sustrato atrapa los desperdicios y absorbe el exceso de agua. Limpia este elemento del hábitat una o dos veces por semana.

Paso 3

Ubica muchas plantas en el hábitat. Consigue hojas de zarza, roble o de roble perenne. Conserva una sección del tallo de las hojas. Lava éstas muy bien, sitúalas dentro de un frasco con agua y luego introduce el mismo en el hábitat. Presiona el frasco contra el sustrato para evitar que éste se caiga. Esparce las hojas. Cambia el contenido del recipiente de hojas, por lo menos, una vez por semana y rocía ligeramente las hojas varias veces por semana para proveerle al insecto hoja bastante agua.

Paso 4

Persuade al insecto hoja para que coma. Corta los bordes de algunas hojas del hábitat. El olor de las mismas atraerá y persuadirá al insecto.

Más reciente

×