Cómo utilizar el achiote

indian red chilli image by kastock from Fotolia.com

La especia achiote, como la cúrcuma, es mejor conocida por su color. Puede enriquecer el aspecto de salsas y guisos más allá del color herrumbre de sus semillas. Más que un tinte para el queso y la carne, ¡su aceite dorado puede animar tu cocina!

Paso 1

La especia achiote proviene de unas semillas que se ven como pequeñas piedras. También se les llama semillas de achiote y se cosechan a partir del fruto no comestible y espinoso de un pequeño arbusto tropical apodado "el árbol del lápiz labial". Cultivado principalmente en Perú y Brasil, el achiote molido se vende entero o como una pasta. Es un ingrediente común en México, Jamaica, América del Sur y en la cocina filipina.

Paso 2

En la península de Yucatán en México, las semillas de achiote se muelen junto con los chiles, el ajo, la naranja amarga y otras especias para hacer un adobo para el lechón (cerdo) entero. El cerdo se envuelve en hojas de plátano y es cocido lentamente en un pozo de piedra.

Paso 3

En Filipinas, el achiote se usa en sopas y guisos o como adobo de carne. ¡Trata de añadirlo a tus recetas favoritas para darles un color más rico!

Paso 4

A veces llamado "azafrán del pobre", el achiote puede ser sustituido por el azafrán en platos apreciados por su color brillante como la paella.

Paso 5

Busca el achiote en los mercados latinoamericanos o en la sección de especias de tu tienda de alimentos gourmet.

Más reciente

×