¿Los álamos lombardos pierden sus hojas en los meses del otoño y del invierno?

Escrito por heidi mortensen | Traducido por adriana de marco
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Los álamos lombardos pierden sus hojas en los meses del otoño y del invierno?
Los álamos lombardos ofrecen una característica única en los paisajes. (Goodshoot/Goodshoot/Getty Images)

Los álamos lombardos, generalmente conocidos como populus nigra "italica", se planta con frecuencia como una barrera de rápido crecimiento contra el viento. Se lo encontró creciendo a la vera del río Po en Lombardía, Italia y se diseminó por toda Europa y América del Norte ganando popularidad por ser un árbol que da sombra de rápido crecimiento. Tienen un atractivo color en el otoño, antes de perder sus hojas.

Otras personas están leyendo

Las hojas del álamo lombardo

Las hojas del álamo lombardo tienen una forma triangular única de aproximadamente 2 a 4 pulgadas (5 a 10 cm) de largo con un ancho similar. Las márgenes de las hojas son consideradas dentadas-aserradas, lo que significa que tienen una mezcla de dientes afilados y no afilados. Son suaves, de color verde oscuro con un verde claro debajo. Se acomodan a lo largo de los tallos de forma alternada, lo que significa que no se colocan directamente una opuesta a la otra. El peciolo, o el tallo de la hoja tiene entre 3/4 a 1/4 de pulgada (1,8 a 0,6 cm) de largo, es esbelto y achatado.

Caducidófilo, ¿qué significa?

Los álamos lombardos son considerados caducidófilos. Los árboles caducidófilos pierden todas sus hojas en una temporada. La separación de la hoja del tallo se llama abscisión. La abscisión de la hoja ocurre para conservar reservas, prepararse para el período de adormecimiento y para deshacerse de los tejidos ineficientes. Las hojas se caen por una serie de acciones biológicas que debilitan las paredes de las células y comienza el proceso de desprendimiento. La zona en que este proceso se lleva a cabo se llama zona de abscisión.

¿Los álamos lombardos pierden sus hojas en los meses del otoño y del invierno?
Un álamo va perder todas sus hojas durante el otoño y el invierno. (Photos.com/Photos.com/Getty Images)

El color de otoño del álamo lombardo

Antes de que uno de estos árboles pierda sus hojas en el otoño e invierno, las hojas se ponen de un color dorado amarillento. Este dorado es el resultado del rompimiento de la clorofila debido a los cambios en la duración del día y la temperatura. La clorofila es la responsable de tomar la energía del sol y de crear carbohidratos o energía para la planta. El pigmento verde se rompe en el otoño, dándole paso a los amarillos.

Usos en los paisajes

El álamo lombardo se plantaba mucho en los tiempos coloniales debido a su hábito de crecer derecho. Uno de estos árboles puede llegar a medir entre 60 a 120 pies (18 a 37 m) en un período de 20 años. Su forma arquitectónica única lo hace destacarse en un paisaje. Actualmente son menos usados debido a su susceptibilidad a los chancros, una enfermedad micótica que inevitablemente ataca la punta del árbol, resultando en la muerte del mismo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles