El compartimiento de jabón de mi lavavajillas no se vacía completamente

Escrito por renee miller Google | Traducido por eva ortiz
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
El compartimiento de jabón de mi lavavajillas no se vacía completamente
Si la tapa de la taza de detergente está bloqueada, no se puede liberar el detergente. (George Doyle/Stockbyte/Getty Images)

El detergente que queda en la copa de distribución después de que tu lavavajillas termina su ciclo no siempre significa que hay un problema con tu aparato. A pesar de que un mal funcionamiento del interruptor de tiempo puede hacer que la copa no se abra, más a menudo el problema es que el detergente es demasiado viejo o está vencido. Otras posibilidades son que el agua no esté lo suficientemente caliente o que no hayas cargado el lavavajillas correctamente.

Otras personas están leyendo

Carga incorrecta

A menudo la causa de que el detergente quede en la taza después de un lavado es algo que bloquea la apertura de la taza. Si la rejilla inferior del lavavajillas se carga de tal manera que cualquier cosa sobresalga, la taza puede no ser capaz de abrirse y liberar el detergente. Coloca los platos y bandejas grandes entre los pasadores de soporte y no sobre el borde exterior. Coloca fuentes, cacerolas, ollas y sartenes boca abajo con una ligera inclinación. Coloca las manijas de modo que no sobresalgan a través de la parte inferior o el lado del bastidor. Esto puede obstruir el brazo rociador y la copa de detergente. Los artículos grandes deben colocarse a los lados, no en la parte delantera, para evitar el bloqueo de la taza de detergente.

Detergente viejo o mal almacenado

Cuando el detergente lavavajillas envejece o se vuelve grumoso debido a un almacenamiento inadecuado, se aglutina. Este aglutinamiento puede evitar el vaciado de la copa de distribución durante el ciclo de lavado. Evita la aglutinación mediante el almacenamiento de detergente para lavar platos en un lugar fresco y seco. Bajo el fregadero no es un lugar ideal para guardar tu detergente ya que esta zona es típicamente cálida y húmeda, y el detergente húmedo no se disuelve bien. El detergente viejo también tiende a apelmazarse y no se disuelve bien tampoco, dejando un poco atrás en el vaso dosificador después del ciclo de lavado.

Temperatura del agua

Para operar de manera eficiente, el lavavajillas necesita agua a una temperatura de al menos 120 grados Fahrenheit (50° C). Si tu calentador de agua se fija por debajo de esto, el jabón no se disuelve correctamente y puedes notar que tus platos no resultan tan limpios como deberían. Para determinar si la temperatura del agua es demasiado baja como para disolver el detergente, deja correr el agua caliente en el fregadero hasta que alcance su temperatura más alta. Luego llena un vaso con el agua caliente y añade una cucharada de detergente en él. Si el detergente se disuelve antes de depositarse en el fondo del vaso, el agua está lo suficientemente caliente y no es la causa de tu problema. Si no es así, pon tu calentador de agua a por lo menos 120 grados (50° C) para que el jabón se disuelva completamente en cada uso.

Mal funcionamiento del temporizador

Si el interruptor automático o relé no envía una señal a los controles del lavavajillas que indican cuándo es el momento de abrir la copa de distribución, no se abrirá. Un mal funcionamiento eléctrico también puede impedir que el lavavajillas complete un ciclo, deteniendo la señal que la copa de distribución necesita para abrirse. Este es un problema dentro de los componentes eléctricos de tu lavavajillas y debe ser reparado por un técnico calificado.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles