Cómo construir un refugio para la radiación

Escrito por glenda taylor Google | Traducido por lucas huidobro
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo construir un refugio para la radiación
El fenómeno de la radiación consiste en la propagación de energía en forma de ondas electromagnéticas o partículas subatómicas a través del vacío o de un medio material.

Luego de la Segunda Guerra Mundial, los refugios para la radiación ubicados en los sótanos y patios, diseñados para reducir el riesgo de la exposición a ésta, producto de una bomba nuclear, se volvieron muy populares. Aunque el gobierno ahora promueve grandes refugios comunitarios en oposición a los familiares, el riesgo de exposición a la radiación sigue siendo un tema, considerando que hay 50 plantas nucleares en actividad. Repara en algunas directrices al construir el tuyo..

Nivel de dificultad:
Difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Herramientas de excavación
  • Herramientas de construcción
  • Concreto
  • Objetos misceláneos para añadir al refugio

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Elige un área bajo tierra para tu refugio si los terremotos e inundaciones no son una amenaza. Aunque los que están sobre tierra son permisibles bajo estas condiciones, ésta por sí misma provee una barrera natural, reduciendo de manera efectiva los niveles de radiación.

  2. 2

    Diseña el refugio para que provea espacio para que todos los ocupantes vivan un mínimo de dos semanas luego de un incidente nuclear, para permitir que la radiación subsista a un nivel seguro. Esto significa diseñar cuartos de baño y para dormir si no hay un área subterránea para vivir. Si planeas utilizarlo sólo como protección para tormentas, puedes elegir construir un modelo más pequeño.

  3. 3

    Excava y echa paredes de concreto a un grosor de 8 pulgadas (20,32 cm) y refuérzalo con acero, en la forma de una barra de refuerzo estructural. Seguir el código nacional de construcción es suficiente para los refugios subterráneos de radiación.

  4. 4

    Haz las paredes a prueba de agua antes de rellenar el refugio. Compra un buen sellador a base de alquitrán y colócalo de manera densa en las paredes de concreto para prevenir que la humedad de la tierra y el escurrimiento de las aguas entre en el refugio.

  5. 5

    Permite una ventilación adecuada. Instala un ventilador de techo para que expulse el aire caliente que se acumula en el refugio y provea entradas filtradas para quitar la mayoría de las partículas de radiación en el aire si éste es para protegerte de la misma.

  6. 6

    Construye un techo reforzado en tu refugio, cubierto por 12 pulgadas (30,48 cm) de tierra. Si es grande, un sistema de vigas de acero mecánico podría proveer protección adicional, aparte de la tierra o concreto que cubrirá el refugio. Echar un patio sobre éste es una manera popular de añadir protección, pero evita usar la tierra como un camino para los autos.

  7. 7

    Provee una fuente de agua adecuada. Los expertos no están de acuerdo en el peligro de beber por tiempo prolongado agua irradiada, pero todos coinciden que en los días siguientes a un desastre nuclear, las fuentes de agua expuesta no son potables. Filtrarla puede no proveer una protección adecuada. Considera instalar una unidad de destilación en tu refugio para procesarla antes de beberla o lavarse.

  8. 8

    Instala una puerta de acero pesado en la entrada de tu refugio para rechazar las partículas radioactivas. Adicionalmente, el método más seguro de entrar a un es a través de una puerta instalada de manera plana en la tierra con las escaleras descendientes. Las elevadas proveen menos protección a la radiación pero si es necesario, coloca paredes exteriores de concreto y levanta tierra alrededor de éstas lo más alto posible.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles