¿Qué diferencias hay entre una esposa y una concubina?

Escrito por stuart robertson | Traducido por pattricia patino
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Qué diferencias hay entre una esposa y una  concubina?
Algunos sacerdotes fueron conocidos por tener concubinas, a pesar de sus votos de castidad. (Photos.com/Photos.com/Getty Images)

La principal diferencia entre una esposa y una concubina es que el hombre no está casado con una concubina, y que a esta no se le conceden los mismos derechos y protecciones legales que las que recibe la esposa. Los hijos de una concubina, por ejemplo, generalmente no tienen derecho a recibir ninguna herencia. Una mujer que se convierte en la concubina de un hombre poderoso, podría utilizar esto para obtener cierto estatus social o mejorar la posición social de su familia.

Otras personas están leyendo

Historia

Es muy probable que el concepto de concubinato sea tan antiguo como la institución del matrimonio. La civilización romana, por ejemplo, toleraba el concubinato o la práctica de mantener una concubina. También en la Biblia se hace referencia sobre las concubinas y el concubinato, la cual era una práctica legítima y común de ese tiempo y lugar. Las concubinas podían vivir conjuntamente con un hombre y ser consideradas como una esposa secundaria, pero con un rango inferior.

Diferencia de clases

En algunos casos, la diferencia de clases pueden haber impedido a un hombre tomar cierta mujer por esposa, lo cual la llevaba a convertirse en su concubina. Tal como lo fue en varios periodos de la historia de la humanidad, casarse con una esclava era ilegal, aún en el caso de que el hombre y la esclava decidiesen contraer matrimonio esta relación era considerada un concubinato.

Común acuerdo

Cuando la Biblia menciona la práctica del concubinato, es con frecuencia aludida a los hombres más poderosos y de clase alta. Una mujer puede realmente desear ser la concubina de un hombre poderoso, ya que su estatus dentro de la sociedad puede mejorar en función de su posición social antes de convertirse en la concubina, además de disfrutar de una gran mejora en su calidad de vida. Se sabe que los emperadores de la antigua China, por ejemplo, solían mantener a miles de concubinas.

La iglesia

A pesar de la popularidad del concubinato lo largo de la historia, fue la Iglesia católica la que tomó la iniciativa de poner fin a esta práctica. En el siglo XVI, la Iglesia católica tomó una dura postura sobre el concubinato, el cual había sido tolerado hasta entonces. Los protestantes siguieron el ejemplo de la Iglesia católica en este sentido y también comenzaron a tomar medidas enérgicas contra esta práctica. Ambas iglesias favorecieron el matrimonio por encima del concubinato, bajo la creencia de que las concubinas representaban una falta a la moral. Los países siguieron su ejemplo y la práctica de mantener una concubina se convirtió en un crimen en algunos territorios.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles