¿Cómo limpiar un trapeador?

Escrito por ehow contributor | Traducido por enrique alejandro bolaños flores
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Cómo limpiar un trapeador?
Limpia tu trapeador. (Pixland/Pixland/Getty Images)

Al trapear con un trapeador sucio simplemente mueves la tierra a tu alrededor, y tu suelo nunca se limpia. Mantener el trapeador, y tu piso, limpio es fácil si sigues estos pasos.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Un trapeador de cerdas
  • Una cubeta
  • Agua
  • Jabón o detergente líquido
  • Una lavadora
  • Cloro (opcional)
  • Una secadora (opcional)
  • Un trapeador de esponja
  • Una cubeta o acceso a agua potable
  • Un palo para trapeador que use almohadillas desechables y limpiador incluido
  • Una botella de limpiador para piso
  • Varias almohadillas para trapeador desechables

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Escoge tu arma

  1. 1

    Examina el suelo. ¿Está todo el piso sucio, grasiento o mugriento? ¿Hay residuos pegajosos? ¿O es que el suelo sólo necesita una ligera pasada para eliminar el polvo y los gérmenes?

  2. 2

    Elige un trapeador con almohadillas desechables y limpiador incluido para hacer frente a los trabajos ligeros.

  3. 3

    Ve por un trapeador de cerdas con cabeza desmontable para trabajos más difíciles, y busca un buen sistema de escurrido. Un trapeador con giro de 360 ​​grados es la mejor opción.

  4. 4

    Prueba con un trapeador de esponja con autoescurrido y con banda para fregar como elección de todo uso y para residuos pegajosos.

    Limpia un trapeador con cerdas

  1. 1

    Mantén el agua de enjuague limpia. Vuelve a llenar tu cubeta cuando sea necesario o enjuaga el trapeador bajo el agua en un lavabo, bañera o ducha.

  2. 2

    Exprime el trapeador a fondo durante la limpieza del piso, y quita tanta agua del trapeador como sea posible cuando hayas terminado.

  3. 3

    Retira la cabeza del trapeador y lávala en el ciclo delicado de la lavadora después de cada uso. Añade cloro o blanqueador de oxígeno para desinfectar y blanquear. Evita el uso de suavizante de telas, ya que disminuirá la capacidad de absorción de la cabeza del trapeador.

  4. 4

    Seca la cabeza del trapeador en la secadora sin usar suavizante de tejidos ni hoja de secado, pues esto hará que el trapeador sea menos absorbente. También puedes secar el trapeador al sol.

    Limpia un trapeador con esponja

  1. 1

    Cambia el agua de enjuague con frecuencia, no dejes que el agua se ponga gris. Mejor aún, enjuaga el trapeador bajo el chorro de agua.

  2. 2

    Llena el cubo de lavado, fregadero o una bañera con agua tibia y jabón. A continuación, enjuaga el trapeador y escúrrelo bien. Mantenlo alejado del cloro, porque destruye la esponja.

  3. 3

    Guarda el trapeador con la cabeza hacia arriba, esto acorta el tiempo de secado y evita la formación de moho.

  4. 4

    Retira cualquier pelo o partículas adheridas a la cabeza del trapeador con un rodillo de pelusa después de que se seque.

    Limpia un trapeador de almohadillas desechables

  1. 1

    Reemplaza las almohadillas del trapeador frecuentemente

  2. 2

    Planea usar tres almohadillas para una habitación de 15 pies por 15 pies (4,5 m por 4,5 m).

  3. 3

    Utiliza varios chorros de limpiador por superficie de 3 pies por 3 pies (0,9 m por 0,9 m).

  4. 4

    Guarda el trapeador sin la almohadilla sucia para evitar ensuciar el suelo o la pared de la zona de almacenamiento.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles