Cómo proteger tus bienes cuando tienes una demanda

Escrito por beverly bird | Traducido por alejandro moreno
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo proteger tus bienes cuando tienes una demanda
Una demanda. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Siempre existe el riesgo de ser demandado, sin importar cuál sea la naturaleza de tu negocio. Una demanda puede implicar un reclamo de negligencia o imprudencia, una falta de pago de las deudas, un producto defectuoso, unos servicios no prestados u otro tipo de disputa. Los individuos también están en riesgo de ser demandados. De acuerdo con un estudio reciente del Departamento de Justicia de Estados Unidos, el número real de demandas presentadas ha disminuido en los últimos años donde un mayor número de casos son solucionados fuera de un tribunal. Aún así, sigue siendo importante que protejas tanto tu negocio como tus bienes personales de los acreedores y de otras personas que puedan ganar juicios en tu contra.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Consejo de un abogado calificado o de un planificador financiero

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Consulta a un abogado calificado o a un planificador financiero. Ellos pueden aconsejarte para tomar pasos como los que están descritos aquí. Por ejemplo, incorpora tu negocio para proteger tus bienes personales como tu hogar y tus ahorros en caso de que se realice un juicio en contra de tu negocio. La incorporación también ofrece las ventajas adicionales del ahorro de impuestos y de las deducciones.

  2. 2

    Crea una sociedad propietaria para proteger tus bienes de negocios más valiosos, incluyendo el equipo, la maquinaria o la propiedad intelectual. Esto te permite separar las actividades de negocios de los bienes de los negocios, reduciendo de manera significativa la responsabilidad. En esta configuración, la compañía propietaria de hecho es la dueña de los bienes del negocio, pero los alquila a la compañía operadora.

  3. 3

    Transfiere la propiedad de ciertos bienes a tu cónyuge. Usa esta estrategia para proteger ya sea tus bienes de negocio o personales. Sin embargo, ten en cuenta que tu cónyuge también puede ser demandado en algún momento. El divorcio es otra posibilidad que te pone en una posición vulnerable. Si tu cónyuge muere repentinamente dejándote los bienes, cualquier juicio que no haya sido pagado en tu contra puede ser recolectado en ese momento.

  4. 4

    Dona las propiedades a tu cónyuge si vives en un estado donde apliquen las leyes de propiedad comunal. En ese caso, se considera que una pareja casada es dueña de todas las propiedades adquiridas conjuntamente durante el matrimonio, incluso si los bienes están a título de solo uno de los esposos. En algunos estados, regalar la propiedad a tu cónyuge es una excepción. Nuevamente, puedes considerar este enfoque como una manera de proteger ciertas propiedades personales si se iniciara una demanda en contra de tu negocio.

  5. 5

    Pregúntale a tu abogado acerca de la tenencia por totalidad como una manera de proteger el hogar en el cual resides. En los estados donde está disponible este tipo de propiedad para las parejas casadas, no puede realizarse una demanda en contra de la propiedad a menos que el juicio se realice en contra de tu cónyuge también, como en situaciones donde ambos cónyuges sean considerados responsables conjuntamente. La tenencia por totalidad puede proteger tu hogar de los acreedores personales y de negocios que ganen juicios en tu contra.

  6. 6

    Revisa las leyes de vivienda en el estado donde residas. También puedes ser capaz de exceptuar una porción del valor de tu hogar, dejándolo fuera del alcance de los acreedores u otros juicios realizados en tu contra. Las cantidades que pueden ser exceptuadas varían de un estado a otro.

  7. 7

    Mantén una gran hipoteca sobre tu casa para hacerla poco atractiva para los acreedores u otras personas que te están demandando. Aunque quizás no sea la solución más práctica, puede ofrecer cierta protección de una demanda establecida en tu contra como un individuo o en contra de tu negocio.

  8. 8

    Pasa tu cuenta personal de retiro (IRA) a otro plan de retiro calificado como el 401(k). El retorno sobre la inversión puede no ser tan alto pero ofrece alguna protección para los fondos de retiro.

  9. 9

    Crea una asociación familiar limitada para proteger las propiedades inmuebles, las cuentas de banco y otras inversiones en contra de riesgos de negocios. Ya sea tú o tu cónyuge serían nombrados como socio general con un interés de 1%. Entonces tú y tu cónyuge, o tu y tus hijos (si nombras a tu esposo el socio general) son dueños del resto de los bienes como socios limitados. En cualquier caso, tú o tu cónyuge mantendrían control sobre los bienes.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles