Cómo hacer suero de mantequilla casera

Antiguamente, el suero de mantequilla era el líquido que quedaba después de hacer crema o cuando la leche se hacía manteca. Ahora, es leche que se agría intencionalmente con una bacteria láctea ácida. Este producto agrega sabor a lo horneado y una ligera acidez a los marinados y los rebozados. Pasa el pollo o el pescado por suero de mantequilla antes de enharinarlo. Debido a la variedad de usos, hay varias recetas con este suero. A veces puede ser costoso o difícil de encontrar, y aún si lo encuentras los envases son más grandes de lo que puedes llegar a necesitar.

Pon la leche en un recipiente.

Revuelve el ingrediente ácido con la leche y deja reposar a temperatura ambiente por 10 o 15 minutos. La leche empezará a cuajarse.

Bate fuertemente el suero que se formó.

Usa el suero de mantequilla en una receta, como se indica, o guárdalo en la heladera hasta que lo necesites.

×