Consecuencias del efecto látigo

Escrito por wendel clark | Traducido por pilar celano
Consecuencias del efecto látigo

El efecto látigo tiene ese nombre por su parecido con el movimiento que produce ese objeto.

Fröhlich image by Yvonne Bogdanski from Fotolia.com

El efecto látigo es un fenómeno que se produce en las cadenas de suministro. Ocurre cuando el comportamiento de los consumidores varía, aunque sea un poco, de las predicciones. Estas variaciones traen como resultado variaciones en la cadena de suministro y aumentan a medida que dicha cadena crece. Se lo denomina efecto látigo porque se asemeja a la manera en que un pequeño tirón en la base del látigo causa un movimiento mucho mayor al final de éste. El efecto es negativo y se lo considera el reflejo de una estructura pobre en la cadena de suministro. Familiarizarnos con este efecto puede ayudarnos a comprender cómo ocurrió y por qué.

Otras personas están leyendo

Exceso de inentario

El aumento de imprecisiones en los valores previstos en la cadena de suministro puede traer como resultado un pronóstico impreciso sobre la demanda por parte del productor. En consecuencia, es posible que éste fabrique más unidades del producto que las que el mercado necesita. Es decir, el fabricante habrá producido demasiadas unidades del producto. En algunos casos, esta situación puede ser desastrosa, ya que quizás no pueda obtener una ganancia con la venta de la mercadería. Es posible que deba vender los productos a un precio mucho menor a mercados secundarios (por ejemplo, empresas que adquieren excedentes de inventario al por mayor). En el peor de los casos, deberá destruir el excedente de las mercaderías.

Producción ineficiente

El efecto látigo puede resultar en una producción ineficiente. Esto ocurre cuando el productor no tiene datos precisos con respecto a la demanda y, por lo tanto, no puede fabricar con antelación la cantidad exacta de productos ni organizar la producción de manera eficiente. Esto puede traer como resultado una producción reactiva, en la que el fabricante no produce suficiente y debe luego apresurarse para producir más cantidad. La situación es ineficiente dado que en lugar de funcionar a un ritmo permanente, el productor debe variar entre no producir nada o producir a su máxima capacidad.

Aumentos en los costos

El resultado más importante del efecto látigo es el aumento en los costos (a veces muy significativo). Esto ocurre por varios motivos. Cuando la producción es ineficiente, se producirá la falta de inventario (es decir, los clientes no podrán conseguir productos). El resultado es una disminución en los ingresos por ventas que se pierden. Esto afecta la reputación de la compañía y hace que los clientes opten por la competencia. Asimismo, la producción ineficiente puede ser mucho más costosa, dado que implica la contratación y capacitación de nuevo personal, el pago de horas extra y la adquisición de materia prima de proveedores que puedan entregarla rápido, que no siempre son los más económicos.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media