Lifestyle

Cómo cuidar a una rana albina

Escrito por contributing writer | Traducido por contributing writer
Cómo cuidar a una rana albina

Aquí te mostramos cómo cuidar de una rana albina.

Rüdiger Wittmann/iStock/Getty Images

Las ranas albinas son criaturas interesantes que no tienen diferencias con las ranas coloridas, excepto en apariencia. Necesitan las mismas condiciones y alimentación y se comportan de la misma manera. Las ranas con garras africanas son las ranas albinas más vendidas y son completamente acuáticas.

Nivel de dificultad:
Fácil

Necesitarás

  • Un tanque de 10 galones (38 litros)
  • Grava pequeña
  • Piedra
  • Un sistema de filtro
  • Alimento para ranas

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Compra un tanque adecuado. Las ranas albinas deben ser alojadas en un tanque que pueda contener 10 galones (38 litros). Asegúrate de dejar mucho espacio libre en la parte superior del tanque para que les sea fácil a las ranas ir a la superficie y respirar. Generalmente, el nivel de agua debe ser de alrededor de 1 pie (30 cm) de profundidad para asegurarse de que tienen suficiente espacio para nadar y explorar. Si planeas tener unas cuantas ranas, ajusta el tamaño del tanque en consecuencia. Como a todos los animales, a las ranas no les gusta estar amontonadas y serán infelices y agresivas si no tienen espacio suficiente. El tanque debe tener un cobertor de seguridad. Las ranas, que son curiosas y les gusta saltar, escaparán si tienen esa oportunidad. No pueden sobrevivir mucho tiempo fuera del agua así que déjalas en el tanque. La temperatura del agua debe estar a 75 grados Fahrenheit (24 grados Centígrados). Las ranas prefieren agua cálida y tranquila. También necesitas un sistema de filtrado para no tener el estanque demasiado desaliñado. Un castillo, una piedra u otro lugar para que se esconda la rana es también una buena idea. Finalmente, cubre el fondo del tanque con grava. No solo dará una ambiente más natural, sino que las ranas jugarán con ella. Busca la grava más pequeña que puedas encontrar. Las ranas la pueden tragar, y las piezas pequeñas son más fáciles de pasar a través de sus sistemas.

  2. 2

    Aliméntalas con una dieta adecuada. Las ranas africanas con garras comen de todo y pasan mucho tiempo buscando comida. Examinarán todo repetidamente para ver si es comestible. La comida de los peces no es suficiente, pero comen bolitas diseñadas para ranas y tortugas.También puedes darles peces, como olominas o artemias. Algunos prefieren insectos o gusanos. Habla con el propietario de una tienda de mascotas acerca de la alimentación de la rana que estás comprando. El costo puede ser un factor aquí, así que debes alimentarlas con pastillas diariamente y dejar la comida para peces para ocasiones especiales. Al igual que con los peces, tienes que tener cuidado de no sobrealimentarlas. Estas ranas no se detienen cuando están llenas. Dales sólo lo que pueden comer en 15 minutos.

  3. 3

    Acomoda su crecimiento. Las ranas que comienzan tan pequeñas como una moneda de 10 centavos, pueden crecer hasta 5 pulgadas (12.5 cm) de largo. Es preferible que las ranas tengan su propio tanque, pero si quieres incluirle peces, asegúrate de que sean lo suficientemente grandes para que una rana no pueda comerlo. Incluso las ranas pequeñas pueden mutilar a los peces que nadan alrededor del tanque. Algunos propietarios han informado que sus ranas sobrevivieron por décadas. Ten en cuenta que tu pequeña amiga puede necesitarte por muchos años y asegúrate de poder llevar a cabo este tipo de compromiso antes de comprar la rana.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media