La historia de los artículos del hogar

Escrito por jim orrill | Traducido por mariano salgueiro
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
La historia de los artículos del hogar
La plancha eléctrica: una novedad en su momento, una necesidad en la actualidad. (iron image by Goran Bogicevic from Fotolia.com)

Poco tiempo después de que los empresarios estadounidenses aprendieran a usar la electricidad para darle energía a los proyectos de obras públicas, sus miradas se enfocaron en el mercado del consumidor. Los electrodomésticos que se volvieron comunes en los hogares estadounidenses representaban innovaciones ahorradoras de trabajo, y éstos les permitían a las familias vivir con mayor comodidad y con más tiempo libre para el ocio en comparación con cualquier generación previa.

Otras personas están leyendo

Aprovechando el rayo

Las investigaciones del siglo XVIII de Benjamin Franklin sobre las propiedades de la electricidad y su invención de la primera batería eléctrica pavimentó el camino para sus sucesores del siglo XIX. Thomas Edison continuó su invención de la bombilla eléctrica en 1879, concentrando sus esfuerzos en la creación de plantas que pudieran producir y distribuir suficiente electricidad para convertirla en una fuente de energía de consumo viable. Su primera planta comenzó a funcionar en Nueva York en 1882 y, para fines del siglo, muchas otras ciudades estadounidenses ya se encontraban desarrollando sus propias infraestructuras eléctricas.

Los primeros electrodomésticos

A principios del siglo XX, los inventores aprovecharon la energía eléctrica mediante baterías y líneas de corriente para crear los primeros electrodomésticos. Willis Carrier inventó el primer aire acondicionado eléctrico en 1902 para una imprenta de Brooklyn. Earl H. Richardson alcanzó el éxito económico con su plancha eléctrica Hotpoint en 1905. James Spangler fue el pionero de la aspiradora eléctrica que patentó en 1908. Si bien estos objetos eran novedades de la época, presagiaron la onda de electrodomésticos del futuro.

Expansión del mercado

La mayoría de las ciudades más importantes se electrificaron en los años 1920, brindándoles a los fabricantes de artículos para el hogar una base de mercado saludable. Las amas de casa compraron una gran cantidad de electrodomésticos fácilmente disponibles, atraídas por la perspectiva de un trabajo más fácil que requería de menos tiempo. Los fabricantes prometieron que los electrodomésticos harían de las tareas del hogar un placer; en 1925, una publicidad para Perfection Oil Range se jactaba de que el objetivo era "...convertir las horas en cocina en horas de tiempo de juego para divertirse con el esposo y los niños".

Electrificación de la parte rural de Estados Unidos

El presidente Franklin Delano Roosevelt firmó el Acto de Electrificación Rural en 1935, el cual le suministró préstamos a los granjeros rurales para construir la infraestructura para la electrificación de la comunidad. Casi toda la parte rural de Estados Unidos tenía acceso a la electricidad en 1950, brindando una serie de nuevos mercados para los fabricantes de electrodomésticos, que no carecían de clientes ansiosos.

Afluencia de la post guerra

Luego de la Segunda Guerra Mundial, las fábricas tenían la capacidad de concentrarse en la producción de bienes de consumo, y la afluencia del Estados Unidos de post guerra posibilitó que las familias llenaran sus hogares con una gran variedad de electrodomésticos modernos. Los estadounidenses vivieron en lo que habría sido un lujo inimaginable para la generación anterior, ya que disfrutaban de nuevas actividades de ocio tales como mirar televisión, lo cual fue posible gracias a la electrificación de Estados Unidos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles