Hogar

Cómo limpiar las rejillas de ventilación de la cocina

Escrito por jennifer claerr | Traducido por maría florencia lavorato
Cómo limpiar las rejillas de ventilación de la cocina

Es importante limpiar las rejillas de ventilación regularmente para mantenerlas funcionando correctamente y para evitar incendios de grasa.

Hay dos tipos de rejillas de ventilación en la cocina promedio: los conductos de ventilación y campanas sobre la cocina. Los conductos de ventilación recirculan el aire en la cocina a través del aire acondicionado central y sistema de calefacción. Las rejillas de ventilación ayudan a la campana de extracción a eliminar la grasa, el vapor y los olores desagradables de la cocina. Con el tiempo, estas rejillas pueden quedar recubiertas con grasa y suciedad. Es importante limpiar las rejillas de ventilación regularmente para mantenerlas funcionando correctamente y para evitar incendios de grasa.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Solución desengrasante
  • Esponja
  • Trapos o paños limpios
  • Cuenco de plástico
  • Destornilladores
  • Cepillo de dientes viejo
  • Guantes de goma

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Limpieza de una campana de extracción de una cocina promedio

  1. 1

    Retira los filtros metálicos de color plateado de la campana de ventilación. Sumérgelos en una solución de agua caliente y detergente común, como jabón para lavar platos. Deja que permanezcan en la solución hasta que la grasa se ​​haya suavizado.

  2. 2

    Lava los filtros de ventilación de la cocina con agua tibia jabonosa y una esponja o cepillo de dientes. Seca con un paño suave y limpio.

  3. 3

    Limpia el interior de la campana con un desengrasante para el hogar. Limpia cualquier exceso de limpiador con un paño limpio. Limpia las aspas del ventilador para eliminar la grasa y la suciedad. Lava el exterior de la campana de ventilación con un paño humedecido con agua tibia y jabón.

    Limpieza de los conductos de ventilación de la cocina

  1. 1

    Retira las rejillas de ventilación de las paredes y el techo con un destornillador plano. Coloca un recipiente de plástico en el interior del fregadero de la cocina y llénalo con agua tibia y una cucharada de líquido lavavajillas.

  2. 2

    Ponte unos guantes de goma de cocina. Frota la rejilla de ventilación con un estropajo de plástico por ambos lados. Usa un cepillo de dientes viejo para quitar cualquier mancha o remanente de grasa difícil que haya quedado atrapado en las rendijas de ventilación de la cocina. Manipula las piezas móviles para tener un mejor acceso a las áreas sucias.

  3. 3

    Levanta el recipiente de plástico y tira el agua sucia. Enjuaga cada una de las rejillas de ventilación completamente con agua tibia.

  4. 4

    Usa un trapo viejo, como un calcetín o un paño de cocina desgastado, para secar la rejilla de ventilación. Coloca el trapo sobre una mesa y pon la rejilla de ventilación sobre él de manera que cualquier resto de agua se evapore.

Consejos y advertencias

  • No trates de limpiar los filtros de carbón dentro de tu campana. Por el contrario, reemplázalos cuando se estén obstruidos y sucios.
  • Puedes lavar los filtros de acero inoxidable en el lavavajillas.
  • Dependiendo del modelo, puede que tengas que quitar el panel frontal de la campana de ventilación con un destornillador para limpiar y llegar al conjunto del ventilador.
  • Nunca uses esponjas abrasivas, como de lana de acero, para limpiar los filtros de la cocina, salidas de aire o campanas de ventilación.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media