Líneas de alta tensión: la distancia mínima a una casa

Escrito por cynthia myers | Traducido por gloria soto
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Líneas de alta tensión: la distancia mínima a una casa
Las líneas eléctricas emiten energía electromagnética. (John Foxx/Stockbyte/Getty Images)

Las líneas que transportan la energía eléctrica desde las centrales a las estaciones de transmisión, donde la electricidad se dirige a los hogares, emiten campos electromagnéticos. Algunas personas han cuestionado el efecto de estos campos, comúnmente conocidos como CEM, en el cuerpo humano. Algunos estudios han relacionado a los CEM con el cáncer infantil, aunque otros estudios no muestran ningún riesgo. Los propietarios o los que están buscando un nuevo hogar pueden preguntarse si hay una distancia mínima a las líneas de alta tensión que garantice la seguridad de las personas que viven en el hogar.

Otras personas están leyendo

Exposición a los CEM

Las líneas eléctricas de alta tensión son sólo una fuente de campos electromagnéticos. Las luces fluorescentes, las mantas eléctricas, los pequeños electrodomésticos, las herramientas eléctricas, los televisores y muchos otros artículos en el hogar emiten campos electromagnéticos. Un estudio realizado en 1992 por el Instituto Nacional de Ciencias de Salud Ambiental encontró que la mayoría de las personas en Estados Unidos está expuesta al equivalente de 0,5 miligauss (mG) cada 24 horas. La exposición varía de acuerdo a las actividades. Un miligauss es una unidad de la unidad de inducción magnética. Si te paras frente a una fotocopiadora por una hora, haciendo copias, podrías estar expuesto a una cantidad que va de 4 a 200 mG, dependiendo de la máquina.

CEM y líneas de alta tensión

Las líneas eléctricas de alta tensión emiten un CEM considerablemente más fuerte que tu tostadora o tus bombillas de luz. A 65 pies (20 m) de la torre de una línea de transmisión de 500 kilovoltios, estarías recibiendo aproximadamente 29,4 mG. Si te mueves a 100 pies (30 m) de distancia, se reduce a 12,6 mG. A 200 pies (60 m), la exposición se reduce a 3,2 mG; y a 300 pies (90 m), estás expuesto a sólo 1,4 mG, que es menor que el emitido por tu secadora de ropa eléctrica. Cuando entras a tu casa, la exposición al CEM disminuye más, ya que los materiales de construcción de las paredes bloquean aún más a los CEM.

Midiendo los riesgos

Los estudios realizados a finales de la década de los 70 y principios de los 80, vincularon la exposición al CEM con la leucemia infantil. Los científicos criticaron estos estudios por falta de grupos de control o los tamaños pequeños de muestra. Desde aquel tiempo, numerosos estudios no han demostrado una fuerte correlación entre los niveles de exposición a campos electromagnéticos y el cáncer. Un problema se encuentra en aislar el tipo de exposición a los CEM. Todo el mundo tiene cierta exposición en sus actividades diarias, por lo que es difícil probar los efectos de un tipo de exposición, como la exposición a las líneas eléctricas.

Consideraciones

La mayoría de los municipios no tienen leyes que regulan la distancia a la que deberían estar las casas de las líneas eléctricas. Un informe de 2007 en la "Appraisal Journal" encontró que el efecto del valor de la propiedad en cuanto a las líneas de alta tensión desaparecía cuando las casas estaban a 200 pies (60 m) o más de las líneas. A esta distancia, los compradores, que aparentemente sintieron el peligro de la exposición a las líneas, no cambiaron su visión del valor de la casa. Si vas a comprar una casa, podrías establecer una distancia de 200 pies (60 m) como referencia para que tu futura propiedad y tu salud no se vean afectadas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles