Cómo hacer la mejor salsa casera

Escrito por ehow contributor | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer la mejor salsa casera
La salsa es fácil de hacer y de almacenar para usos futuros. (Jupiterimages/Comstock/Getty Images)

Si te encanta la salsa, haz una que sea diferente a las tipo espesa. Esta salsa puré puede ser un sabroso acompañamiento para platillos o puedes usarla para remojar tostadas. Cualquiera que sea el método que prefieras, encontrarás que esta es una receta fácil de hacer. Solo necesitas unos cuantos ingredientes para satisfacer tu antojo de comida mexicana que se distinga de lo usual. Esta salsa tarda de 15 a 20 minutos en prepararse y puede enfriarse, con lo cual es fácil disfrutarla todo el año.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Contenedor de plástico
  • Olla grande
  • Colador
  • Prensa para ajo
  • Cuchillo
  • 3 tomates grandes
  • 4 pimientos picantes
  • 2/3 de cebolla blanca
  • 2/4 de cebolla española
  • 1 diente de ajo

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Lava los tomates y los pimientos picantes. Coloca una olla con agua en la estufa. Calienta a fuego alto.

  2. 2

    Coloca los tomates y los pimientos picantes en el agua una vez que empiecen a hervir. Hierve de cinco a siete minutos.

  3. 3

    Pica la cebolla blanca y española en pequeños trozos usando un cuchillo afilado. Oprime el diente ajo con la prensa mientras los tomates y los pimientos hierven.

  4. 4

    Vierte los tomates y los pimientos en un colador para que se enfríen. La piel de los tomates debe empezar a pelarse. Sin embargo, la piel de los pimientos no se caerá como parte del proceso de hervido.

  5. 5

    Deja que los tomates se enfríen durante 3 minutos antes de pelarlos. Una vez que les quites la piel, colócalos con los pimientos en una licuadora. Licua hasta que la mezcla sea líquida.

  6. 6

    Toma la cuchara y busca grumos de tomate o trozos de pimiento, una vez que termines de licuar. Si encuentras grumos, sigue licuando hasta que la mezcla esté totalmente líquida.

  7. 7

    Vierte el líquido en un contenedor de plástico. Agrega las cebollas y el ajo. Mezcla con una cuchara.

  8. 8

    Coloca la tapa al contenedor y pon la salsa en el refrigerador para que se enfríe.

Consejos y advertencias

  • Agrega más pimientos picantes si quieres que la salsa pique más o bien usa jalapeños o habaneros.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles